Conosur

20-12-2022 13:43 - Cambios en Brasil

Destituyen a director policial investigado por facilitar bloqueos de ruta de bolsonaristas

Silvinei Vasques, confeso admirador de Jair Bolsonaro, ya no es más director general de la Policía de Carreteras Federal del Ministerio de Justicia y Seguridad Pública, luego de un decreto firmado por el jefe de Gabinete, Ciro Nogueira. 

Telam SE
20-12-2022 | 13:43
Silvinei Vasques es un confeso admirador de Jair Bolsonaro
Silvinei Vasques es un confeso admirador de Jair Bolsonaro.

El Gobierno de Brasil destituyó al director general de la Policía de Carreteras, Silvinei Vasques, investigado por no haber actuado contra los bloqueos hechos por simpatizantes del actual presidente, Jair Bolsonaro, en protesta por el triunfo electoral de su rival Luiz Inácio Lula da Silva en octubre último.

"Destituir a Silvinei Vasques de la función de director general de la Policía de Carreteras Federal del Ministerio de Justicia y Seguridad Pública", reza el decreto publicado por el Diario Oficial de la Unión, firmado por el jefe de Gabinete, Ciro Nogueira, consignó el portal O Globo.

En noviembre pasado, Vasques fue imputado por irregularidad administrativa, acusado de pedir presuntamente votos para Bolsonaro durante la carrera presidencial.

También es investigado por una posible omisión por motivos políticos al no despejar los cortes de rutas ilegales que hicieron los bolsonaristas en rechazo a la victoria de Lula el pasado 30 de octubre.

Además, en el día del balotaje, la Policía de Carreteras incumplió una orden judicial del Tribunal Supremo y realizó controles en muchas vías que dificultaron el sufragio de muchos electores, sobre todo en el noreste del país, principal bastión del líder del Partido de los Trabajadores (PT).


Delito de prevaricación

El Ministerio Público Federal, que había pedido la destitución del director de la Policía de Carreteras Federal, argumentó que usó el cargo de manera indebida.

El mes pasado, la justicia lo imputó y Vasques fue interrogado por la Policía Federal, donde negó haber actuado con motivación política.

A pesar de su actual destitución, la investigación policial por su conducta continuará y podría ser condenado por un delito de prevaricación, que prevé entre tres meses y un año de cárcel, reportó la agencia de noticias Sputnik.

La decisión de Bolsonaro fue adoptada tras la "presión" por parte de oficiales de la fuerza dirigida por Vasques ante el "desprestigio" que sufre el cuerpo policial por las investigaciones en curso, informó CNN Brasil.

La imagen de esta unidad policial también sufrió un desgaste en junio pasado, luego de que miembros de esa fuerza redujeron y asfixiaron a un motociclista, cuya muerte fue registrada por transeúntes en el estado nororiental de Sergipe.

También te puede interesar