Cultura

11-09-2022 15:45 - Escritor y editor

Un sentido homaneje a Juan Forn en la Feria del Libro de Rosario

El escritor Juan Sklar, la editora Mercedes Güiraldes y el dibujante REP le rindieron tributo y llamaron a los lectores a continuar con la lectura de sus libros para mantener su obra vigente. Falleció en junio de 2021.

Por Ana Clara Prez Cotten
Por Ana Clara Pérez Cotten
11-09-2022 | 15:45
Rep fue uno de los que dijo presente en la sala Anglica Gorodischer de la Feria del Libro de Rosario Foto Sebastin Granata
Rep fue uno de los que dijo presente en la sala Angélica Gorodischer de la Feria del Libro de Rosario. / Foto: Sebastián Granata.

En el marco de una charla a sala llena, el escritor Juan Sklar, la editora Mercedes Güiraldes y el dibujante REP homenajearon al escritor, traductor y editor Juan Forn, quien falleció en junio de 2021, y recordaron aspectos de personalidad y sus dones profesionales, pero también llamaron a los lectores a continuar con la lectura de sus libros para mantener su obra vigente.

Recordado por su novela "María Domecq" o por las contratapas que escribía los viernes en PáginaI12, Forn también modernizó la edición de libros en el país, formó e impulsó a una camada de editores que aprendieron junto a él el arte que hay detrás de descubrir un texto y pulirlo hasta conseguir la forma perfecta y miró la edición y la literatura desde una óptica angular en la que confluían el arte, las letras, el diseño y el periodismo.

En la sala Angélica Gorodischer de la Feria del Libro de Rosario -mientras afuera cientos de personas hacían cola para poder ingresar al predio- Skar, Güiraldes y REP entablaron un diálogo que contó con la contribución de otros dos elementos: la proyección de las viñetas con las que REP homenajeó a Forn tras su muerte y, sobre la mesa, un ejemplar de “Yo recordaré por ustedes”, el libro que dejó listo antes de morir y que llegó a las librerías meses después.

Sklar recordó que lejos de ser solo una nueva selección de los textos que durante años publicó los viernes en Página/I2 el libro, editado por Planeta, articula un entramado artesanal y cargado de sentido que vincula la historia, el arte, la política y la literatura y ofrece, desde el orden y el encadenamiento, una propuesta de lectura de unidad en la diversidad.

Sklar dedicó su intervención a "hacer crítica literaria sin arruinar la lectura de los libros" y resaltó dos obras de Forn: "María Domecq" y "Yo recordaré por ustedes". Tras proponer dos hipótesis de lectura de "María Domecq", Sklar se refirió al último libro que publicó el autor como "una selección de cuadros perfectos, de non fiction cultural en la que Forn pareciera, en principio, no estar presente". El punto, sostuvo Sklar, es como de pronto el lector descubre que Forn esconde su propia verdad en las biografías de otros.

El escritor Juan Sklar la editora Mercedes Giraldes y el dibujante Rep homenajearon al escritor traductor y editor Juan Forn Foto Sebastin Granata
El escritor Juan Sklar, la editora Mercedes Güiraldes y el dibujante Rep homenajearon al escritor, traductor y editor Juan Forn. / Foto: Sebastián Granata.

"La mejor expresión de uno mismo es otra persona. Esa literatura es potente. Solo cuando lo que rodea al personaje está vivo es cuando la literatura del yo se vuelve potente", sostuvo Sklar. Y advirtió, además, que aquello está diciendo algo sobre el mundo: "Somos los otros. Si el arte es un reflejo del mundo, somos los otros. En una época de profundo egoísmo y soledad encontrarnos con una literatura que nos asegure que somos los otros puede ser sumamente conmovedor".

Mercedes Güiraldes fue amiga de Forn y además la editora de gran parte de su obra. Trabajó junto a él en "María Domecq" en 2006 y después en la reedición de "Corazones", "Nadar de noche", "Frivolidad", "Puras mentiras" y de los cuatro tomos de "Los viernes". En 2011, cuando escribió una crónica de su experiencia con el cáncer intercambiaron los roles y él se convirtió en su editor. Güiraldes y Forn se reencontraron en la edición de “Yo recordaré por ustedes”. En esa última etapa, con una correspondencia nutrida acortaban la distancia entre Buenos Aires y Villa Gesell, donde vivía el autor.

"Forn además de uno de los grandes escritores fue un gran editor. Se convirtió en maestro de editores para los que nos hicimos en editores a su sombra", lo definió en Rosario. "Se suele decir de Maradona que anticipaba las jugadas, Juan veía el libro en el manuscrito. No lo hacía desde ningún a priori. Entre la escuela norteamericana y la francesa, las discusiones eran intensas y brutales", recordó sobre los primeros años de trabajo juntos. Luego de que la pancreatitis le cambiara la vida y lo llevara asumir un cambio existencial en Villa Gesell, "como editor y pensador de la literatura, seguía siendo el mismo. Seguía creyendo que todo texto encierra su mejor versión. Creó y vio crecer el género de las contratapas, un género nuevo que pivoteaba entre lo clásico y lo moderno, la ficción y la no ficción".

REP eligió recordar a Forn levantando en alto el ejemplar de "Yo recordaré por ustedes" para reparar el aporte visual que hizo a la edición. "Fue un gran editor y muy completo. Estaba muy atento de qué se mostraba para acompañar los textos. Tenía buen gusto y una formación visual. Cuando estuvo a cargo de Radar, la imagen no era un relleno. Y por eso tuvo un director de arte como Alejandro Ross, mientras otros suplementos no le daban bola a lo visual", relató y definió la relación que los unía como una "amistad compinche, futbolera y visual".

Sklar consideró que "Yo recordaré por ustedes" también funciona como una guía de lecturas geniales: "A veces me pregunto cómo llegaba a esas cosas, siempre me pareció muy sorprendente. Sabía de arte, fotografía y pintura. En muchos de los homenajes a Forn hay foco en cuánto lo quisimos porque era un gran tipo, pero lo que va a perdurar es su obra y su trabajo. Leer a Forn es muy actual, útil y placentero".

REP fue más allá: "Yo creo que todo lo que se publica está de alguna forma siendo leído por Juan. ¿Por qué? Porque gran parte de los autores contemporáneos son lectores de Forn?".

Güiraldes, por su parte, eligió cerrar el encuentro con el recuerdo de un término que Forn usaba mucho en literatura: "deriva". "La deriva sería el equivalente al gesto que hacemos cuando googleamos, un camino de conocimiento y curiosidad que hoy tomamos todos. Bueno, él lo hizo en literatura. Tiraba de un hilo y llevaba de autor en autor y uno iba derivando en la literatura por un camino curioso y sin prejuicios".

También te puede interesar