03/07/2021 16:41 - Tras los casos en el Gemes

Reclaman la ley Micaela y capacitacin para frenar abusos en el sistema de salud

Especialistas, ONG y funcionarias coincidieron en la importancia de la capacitacin en perspectiva de gnero del personal de hospitales, clnicas y centros de salud para que no vuelvan a ocurrir abusos sexuales como el denunciado por tres pacientes del Sanatorio Gemes.

Por Mara Alicia Alvado

Tres pacientes del Sanatorio Güemes habrían sido atacadas aprovechando el estado de "suma vulnerabilidad" en que mujeres, niñas y adolescentes se encuentran en esas situaciones.
Tres pacientes del Sanatorio Gemes habran sido atacadas aprovechando el estado de "suma vulnerabilidad" en que mujeres, nias y adolescentes se encuentran en esas situaciones.

Especialistas, ONG y funcionarias coincidieron en la importancia de la capacitacin en perspectiva de gnero del personal de hospitales, clnicas y centros de salud para que no vuelvan a ocurrir abusos sexuales como el denunciado por tres pacientes del Sanatorio Gemes que habran sido atacadas aprovechando el estado de "suma vulnerabilidad" en que mujeres, nias y adolescentes se encuentran en esas situaciones.

"Si bien no son frecuentes, supimos de varias de estas agresiones bajo los efectos de la anestesia y las mujeres vctimas se dan cuenta porque despus de la ciruga sentan molestias o tenan inflamacin", explic a Tlam Mara Elena Leuzzi, titular de la Asociacin de Vctimas de Violacin (Avivi).

En ese sentido record tres casos registrados en los ltimos 10 aos en la provincia de Buenos Aires que "quedaron en la nada": una mujer a la que despus de una intervencin quirrgica se le desencaden una infeccin vaginal que un forense determin como provocada por el resto de ltex de un preservativo a pesar de que ella no haba tenido relaciones esos das de internacin, otra que despert con lesiones genitales compatibles con la introduccin de un objeto de gran tamao y una tercera que reaccion justo cuando un enfermero se le haba subido encima provocndole una eventracin en la herida recin suturada.

Leuzzi plante que"no slo habra que instalar cmaras en todos los quirfanos"como ya existen en muchos centros de salud,"sino monitorearlas permanentemente"


En los dos primeros episodios no se pudo identificar al agresor porque "no se encontr ADN" ni tampoco hubo registros flmicos, mientras que en el tercero "la familia deca que lo haba alucinado" y no lleg a hacerse la denuncia.

"Con 20 aos trabajando en Avivi recuerdo estos casos que fueron probados, pero sospechas siempre tenemos, como cuando algunas chicas manifiestan ser toqueteadas de manera imprudente al ingresar al quirfano. Otras tienen una vaga sospecha, pero terminan por creer que ha sido producto de la anestesia", dijo.

Adems de la capacitacin, Leuzzi plante que "no slo habra que instalar cmaras en todos los quirfanos" como ya existen en muchos centros de salud, "sino monitorearlas permanentemente" porque "degenerados hay en todos lados" y all las mujeres, nias, nios y adolescentes "estn en total estado de indefensin", lo que en pandemia se ve incrementado.

"Antes vos podas acompaar y quedarte en la puerta del quirfano, con lo cual veas quien ingresaba y cundo; pero ahora no se puede ni esperar en la puerta de la clnica", sostuvo Leuzzi.

Si bien no fue hallado responsable del delito de abuso, uno de los casos ms resonantes de los ltimos tiempos fue el del exmdico del Hospital Garrahan Ricardo Russo, quien fue condenado a 8 aos y medio de prisin por producir y distribuir fotos y video de explotacin sexual de menores de edad, algunas de ellas tomadas en el centro asistencial.

El exmédico del Hospital Garrahan Ricardo Russo, quien fue condenado a 8 años y medio de prisión por producir y distribuir fotos y video de explotación sexual de menores de edad,
El exmdico del Hospital Garrahan Ricardo Russo, quien fue condenado a 8 aos y medio de prisin por producir y distribuir fotos y video de explotacin sexual de menores de edad,

Para el psiquiatra Enrique Stola, el sistema de salud "no es territorio libre de la amenaza" de agresin sexual para las pacientes que all acuden, "pero tampoco para las enfermeras, mdicas" o el resto del personal femenino.

"De hecho, este tipo de ataque es ms frecuente sobre el personal de salud femenino. En el caso de ellas, el acoso sexual suele ser contenido, porque adems se juega el poder del mdico, la estabilidad laboral y esto de que los machos pueden hacer lo que se les antoja", afirm.

Para los agresores, en tanto, todas las connotaciones positivas asociadas a la figura del mdico, enfermero o personal de salud "le da un halo de impunidad" porque "son profesionales del cuidado y uno baja la guardia ante quien se supone que te van a cuidar".

La confianza depositada en el personal de salud sumado al momento de confusin que suelen aprovechar los agresores para atacar a sus vctimas, hace que stas duden respecto de "gestos, revisaciones, tocamientos que no saben si estn dentro de lo esperable o no" y "se sienten intimidadas" para contarlo.

En el caso de los nios "estn mucho ms expuestos porque no tienen recursos (de un adulto) y no hay educacin sexual integral"


"Adems porque est la creencia social que sostienen muchos profesionales del derecho de que si no hay testigos o no est filmado no es posible demostrarlo y si algo han logrado los feminismos es que se valorice la palabra de la mujer, por lo tanto hay que invitar a las mujeres a que hagan la denuncia", asegur.

En el caso de los nios "estn mucho ms expuestos porque no tienen recursos (de un adulto) y no hay educacin sexual integral", agreg.

Para Stola, lo fundamental para prevenir estas agresiones es "la capacitacin en perspectiva de gnero para todas las instituciones de salud", sobre todo a los mdicos, y una poltica institucional de acompaamiento a las vctimas, que no se vio en el Sanatorio Gemes que "no apareci nunca pblicamente teniendo un rol activo en la investigacin" como ocurre con "algunas escuelas privadas o confesionales cuando hay abusadores".

"Hay que extender la formacin a toda la gente que est en salud, no porque vamos a reconvertir a los abusadores o violadores sino porque cuando los integrantes de una institucin estn bien capacitados hay mayores defensas y cuidados sobre los cuerpos. Van a estar alerta, la mirada es diferente", dijo.

Por su parte, la Directora De Gnero y Diversidades del Ministerio de Salud, Candela Cabrera, sostuvo que las agresiones sexuales por parte de mdicos o enfermeros se enmarcan en un tipo especfico de violencia de gnero que es "la violencia institucional", pero "lo que hace a estos casos ms extremos y ms graves es que ocurran en el sistema de salud -donde uno va a atenderse- y en el marco de una ciruga vulnerando todos las legislaciones" e incurriendo en "todo tipo de violencias".

La funcionaria explic que "hay tres niveles de abordaje" en el marco Plan Nacional de Accin contra las Violencias por Motivos de Gnero 2020-2022.

"El primero es el de la atencin a las mujeres y personas LGBT+ que sufren violencias por motivos de gnero en el mbito domstico, el segundo es el de las violencias que se ejercen en los espacios laborales para lo cual estamos trabajando en la implementacin de protocolos, y un tercer punto son las violencias por motivos de gnero que ejerce el propio sistema de salud, como la obsttrica", explic.

Cabrera coincidi con Stola en la importancia de la capacitacin en la Ley Micaela para "desnaturalizar estas violencias" por parte del personal, las instituciones y las propias vctimas, para que puedan "dejar de sentir vergenza y culpa" y denunciar "en una justicia que atienda prontamente".

"Y por supuesto que hay responsabilidades mayores del Estado y las jerarquas, pero es un trabajo amplio y mientras las estructuras se modifican hay que generar al lado, inmediatamente y con urgencia, los instrumentos que permitan acompaar, reparar el dao y condenar con todo el peso de la justicia estos delitos", concluy.