24/06/2021 20:08 - opinin

Bloqueo de EEUU contra Cuba: plan contra plan

Elembajador de Cuba en Argentina, Pedro Padra, analiza losperjuicios que el bloqueo produjo sobre su pas.

Pedro Prada

Por Pedro Prada

Cuando nac, el bloqueo de Estados Unidos contra Cuba ya haba comenzado. Mi hija y mi nieto tambin nacieron bloqueados. Tres generaciones de cubanos han nacido bajo el bloqueo.

El dao material impresiona: entre abril de 2019 y marzo de 2020 fue de 5 mil 500 millones de dlares a precios corrientes, segn el sistema de clculo de Naciones Unidas.

Hasta diciembre de 2020, el bloqueo produjo perjuicios por 9 mil 157 millones de dlares a precios corrientes, 436 millones mensuales y 15 millones diarios como promedio. En seis dcadas las prdidas alcanzan 147 mil 853 millones. Al valor del oro, el costo histrico del bloqueo ha sido de un billn 377 mil millones de dlares.

Hay otra cuenta: la del dolor, la desesperacin, la angustia, el sufrimiento de los cubanos. Nadie imagina lo que provocan en las familias cubanas las afectaciones a la produccin, a la salud, a la educacin, el desabastecimiento de alimentos, medicinas y productos de primera necesidad, as como sus consecuencias.

Pedro Prada, embajador de Cuba en Argentina
Pedro Prada, embajador de Cuba en Argentina


Un memorando ultrasecreto del subsecretario de Estado Mallory, escrito en 1960, afirma: “Hay que poner en prctica rpidamente todos los medios posibles para debilitar la vida econmica (…) negndole a Cuba dinero y suministros con el fin de reducir los salarios nominales y reales, con el objetivo de provocar hambre, desesperacin y el derrocamiento del gobierno”.

Todos los aos nos preguntamos cunto ms podr la sevicia de los gobiernos de EE.UU. frente a la resistencia heroica de mi pueblo. Trump aplic 243 medidas coercitivas unilaterales, 55 de ellas durante la pandemia. Biden, que gan con la promesa a sus electores de cambiarlo todo, lo mantiene todo… intacto.

Mientras durante la pandemia el gobierno de Cuba protega a todos sus ciudadanos, sin excepcin, el gobierno de EE.UU. intent provocar su muerte, sin importar sus ideas polticas: impidi las compras de insumos y medicamentos, neg la adquisicin de respiradores, donaciones de mascarillas y medios de diagnstico.




Por eso el bloqueo es una violacin masiva, flagrante y sistemtica de los derechos humanos de todo el pueblo de Cuba. A tenor del artculo II, inciso C, de la Convencin de Ginebra de 1948, constituye un acto de genocidio. En tiempos de pandemia, es, adems, un crimen de lesa humanidad.

Los complementos de esta poltica son el terrorismo, que ha dejado 5577 vctimas, la subversin, el sabotaje econmico, el aliento a la emigracin ilegal e insegura que provoca muertes humanas y daa a las familias, las campaas de mentiras y la difamacin, como cuando nos inscriben en sus espurias e ilegales listas de terrorismo.

Hasta diciembre de 2020, el bloqueo produjo perjuicios por 9 mil 157 millones de dlares a precios corrientes, 436 millones mensuales y 15 millones diarios como promedio. En seis dcadas las prdidas alcanzan 147 mil 853 millones



Culpan al socialismo de ser la causa de todos los males. Es como si le ataran de pies a un corredor y lo culparan de no correr. Puro cinismo poltico. Por qu no nos dejan hundirnos?… o salvarnos!

El bloqueo de una gran potencia mundial contra un pequeo pas en desarrollo, es ilegal, injustificado y ticamente inaceptable. Es un acto de guerra para imponerle a Cuba un sistema poltico y un gobierno ajenos. No se puede privar a un pueblo entero de sus derechos soberanos, ignorar la Constitucin que libremente se ha dado, ni negarle sus aspiraciones legitimas a la paz, al desarrollo, al bienestar y al progreso humano.

De Jos Mart aprendimos que, si nuestro adversario obedece al plan de dividirnos, enconarnos y rendirnos, nosotros obedecemos a otro plan: el de unirnos y perfeccionar el modelo poltico, econmico y social cubano, el Estado socialista de derecho y justicia social, la economa plural con un fuerte y competitivo sector pblico, con ms derechos y participacin democrtica, y con mayor consagracin de cada uno de nosotros a la nacin y al pueblo. Plan contra plan.

*Pedro Prada, embajador de Cuba en Argentina