Sociedad

21-01-2021 08:31 - Ciudad de Buenos Aires

Las clases comenzarán en forma presencial el 17 de febrero y habrá testeos a docentes

El jefe de Gobierno porteño anunció el "Plan Primero la Escuela" para dar respuesta a la "contundente necesidad de que los chicos" vuelvan a las aulas en el contexto de la pandemia de coronavirus.

Telam SE
21-01-2021 | 08:31
Rodrguez Larreta confirm el regreso a clases presenciales para el 17 de febrero
Rodríguez Larreta confirmó el regreso a clases presenciales para el 17 de febrero

El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, ratificó este jueves que las clases en la ciudad de Buenos Aires comenzarán el miércoles 17 de febrero próximo "con la mayor presencialidad posible" y anunció el plan "Primero la Escuela" para dar respuesta a la "contundente necesidad de que los chicos" vuelvan a las aulas en el contexto de la pandemia de coronavirus.

Durante la presentación que encabezó en la sede del Gobierno, Rodríguez Larreta aseguró que "el 2021 no puede ser igual al 2020 en términos educativos. Los chicos, los docentes, las familias, necesitan tener una certidumbre, por eso es que tenemos un plan para comenzar las clases el 17 de febrero en forma cuidada y con la mayor presencialidad posible".

El Plan Primero la Escuela con el que el Gobierno porteño busca garantizar la presencialidad durante la pandemia está basado en "cuatro pilares", que entre otras medidas incluyen "considerar la educación como una actividad esencial", poner "todos los recursos" de la administración de la Ciudad "en función de cumplir este objetivo", establecer protocolos "escuela por escuela", "rediseñar el plan de movilidad" para el transporte público y testear a los docentes cada quince días, anunció Rodríguez Larreta.

Durante la presentación, el jefe de Gobierno estuvo acompañado por su vice, Diego Santilli; la ministra de Educación, Soledad Acuña; el ministro de Salud, Fernán Quirós, y el secretario de Transporte, Juan José Méndez.

Al anunciar el plan, Rodríguez Larreta aseguró que su primer objetivo es "ratificar que la educación es una actividad esencial, esto quiere decir que para nosotros es una prioridad el futuro de nuestros chicos y vamos a poner todos los recursos del gobierno en función de cumplir este plan y este objetivo que tenemos".

Por eso, se realizarán protocolos específicos para cada escuela y se modificarán medidas para el transporte público de manera de "garantizar que todos puedan llegar a sus escuelas en forma cuidada", sostuvo el jefe de Gobierno. Para ello, docentes y alumnos tendrán prioridad en los medios de transporte.

Con respecto a la distribución en las aulas, Acuña explicó que habrá un "mínimo de jornada simple para todos" los alumnos y que las escuelas que tengan capacidad para sostener la doble jornada lo harán.

Sin embargo, al hablar luego por TN explicó que en general serán solo algunas escuelas privadas las que podrán garantizar una doble jornada en forma presencial, en tanto la mayor parte de los colegios lo harán en un sistema mixto con presencia en las aulas y de manera virtual.

De acuerdo con el gobierno porteño, "la enorme mayoría de las escuelas se encuentran en condiciones para recibir a los chicos y chicas cumpliendo los protocolos y medidas de seguridad. Y aquellas que no puedan cumplir con estas condiciones, deberán presentar una propuesta alternativa para la organización de la jornada escolar".

Esta propuesta, agregó, debe tener "como mínimo 4 horas de clases presenciales".

De acuerdo al esquema anunciado esta mañana, el 17 de febrero iniciarán cuatro grupos de estudiantes: los chicos de los jardines maternales, el nivel inicial, primer ciclo de primaria (primer, segundo y tercer grado) y primer ciclo de secundaria (primer y segundo año).

Luego, el 22 de febrero se sumará el resto de los alumnos de la primaria y una semana después, el 1 de marzo, será el turno de todo el nivel secundario.

Con respecto al transporte público, Méndez precisó que se dará "prioridad a docentes y alumnos" en el transporte público y que esa prioridad "depende sobre todo del compromiso ciudadano" y pidió que se los deje subir primero.

Además, se aseguró que trabajarán en conjunto con los Gobiernos nacional y bonaerense para aumentar la frecuencia de los colectivos.

Además, de acuerdo al nuevo protocolo para el transporte escolar el que el conductor deberá ir aislado y todos los niños con tapabocas, mientras que cada vehículo tendrá que seguir también nuevas medidas de higiene y desinfección.

También se anunció que para promover el uso de la bicicleta el Banco Ciudad ampliará su línea de crédito de 24 a 36 cuotas para comprar este transporte durante febrero y marzo, tanto para alumnos como para sus familiares.

Las otras medidas son la ampliación de la red de ciclovías, los "senderos seguros", y el sistema de "sube y baja" para facilitar el acceso a los alumnos que asistan en autos particulares.

"Queremos dejar en claro que la presencialidad es la regla, y que la virtualidad es un complemento y una excepción", agregó Acuña durante la conferencia de prensa.

Para lograr este objetivo, añadió Acuña, la primera medida que dispuso la cartera educativa porteña es que "a diferencia del año pasado, esta vez la burbuja es el grado, no importa cómo se organicen dentro de las escuelas los espacios, y los docentes también a diferencia del año pasado, pueden ir rotando en distintos grupos".


"Todo esto lo vinimos trabajando con la comunidad educativa, con los docentes, pero a partir del 8 de febrero cuando regresan de las vacaciones, son las propias escuelas, los directivos los que nos van a presentar las propuestas de organización y nosotros los vamos a acompañar", afirmó en conferencia junto al jefe de Gobierno, Horacio Rodríguez Larreta.

Además, la ministra aclaró que se trabajó junto al equipo de salud para llevar adelante un plan de testeos masivos para todos los docentes antes del inicio de clases "con una frecuencia que vamos a garantizar con el Ministerio de Salud y obviamente nos sumamos al plan de vacunación que el Gobierno está definiendo".

Desde los gremios docentes reiteraron su rechazo a comenzar con la presencialidad en este contexto.

En declaraciones a Télam, Alejandra Bonato, secretaria gremial de UTE-Ctera de Capital Federal, precisó las condiciones necesarias para la vuelta a clase, entre las que se encuentran "el transporte, los testeos de Covid-19, la vacunación y las obras de infraestructura en los colegios".

En tanto el secretario adjunto de Ademys, Jorge Adaro aseguró en declaraciones a El Destape Radio que "si sos Gobierno y planteás un esquema de presencialidad desde el 17, tenés que armar un plan" y criticó que "están delegando de forma inconsulta la responsabilidad a los directores de las escuelas. Son irresponsables y se lavan las manos"

En Twitter, la secretaria general de UTE, Angelica Graciano, también criticó la propuesta: "Nunca se hicieron testeos obligatorios durante el 2020. No hay previsión de más puestos de trabajo docentes y auxiliares. Sigue el marketing educativo".



Los gremios docentes porteños piden condiciones que garanticen seguridad sanitaria

El gobierno de la Ciudad de Buenos Aires confirmó hoy su intención de comenzar las clases el próximo 17 de febrero, mientras los gremios docentes insisten en su rechazo a estas decisiones y condicionan la presencialidad a que estén dadas las condiciones que garanticen seguridad sanitaria.

Alejandra Bonato, Secretaria Gremial de UTE-Ctera de Capital Federal, indicó a Télam que entre esas condiciones contemplan “el transporte, los testeos de Covid-19, la vacunación y las obras de infraestructura en los colegios”.

“El tema del transporte es prioritario. Hoy hay muchos colectivos que no paran porque están completos y no se sabe aún bien cómo se le dará prioridad a docentes y alumnos”, afirmó.

Bonato también dijo que hay que considerar qué obras se hicieron para el regreso a las aulas y explicó que “hay mucha disparidad en cuanto a los edificios escolares".

"En las reuniones se planteó la idea de hacer una modalidad híbrida, una semana virtual y otra presencial. Ellos (el Gobierno porteño) mandarán un modelo de organización por escuela”, afirmó.

La representante docente, al hablar de los testeos, indicó que “se pondrán dos centros de testeos para docentes y auxiliares y se testeará cada 15 días, aunque en forma no obligatoria”.

La cuestión de las obras de infraestructura ocupa un lugar también en la agenda que llevan los sindicatos a las reuniones para la vuelta a la presencialidad, ya que, según Bonato, “tienen que estar garantizados los dobles circuitos de ventilación".

"Nosotros pedimos que venga gente de infraestructura escolar de la Ciudad para explicarnos esto y no vinieron”, se quejó.

Otras cuestiones aún no resueltas tienen que ver con los planes de vacunación, considerando que entre docentes y auxiliares hay 111.000 personas para ser inoculadas en el distrito porteño, según fuentes gremiales.

“Los docentes queremos volver a la escuela”, insistió la representante gremial, “pero de forma segura y planificada y con las medidas de seguridad, que es como está planteando la Unicef” (Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia), que es una agencia de la Organización de las Naciones Unidas con sede en Nueva York y que provee ayuda humanitaria y desarrollo a niños y madres en países en desarrollo.

Por su parte, el Secretario Adjunto de Ademys, Jorge Adaro, se refirió al anuncio de la Ciudad sobre el regreso a clases de manera presencial y señaló que “quieren empezar el 17 de febrero, relativizando de manera irresponsable el avance de la pandemia en el país en general y en la Ciudad en concreto”.

En diálogo con El Destape Radio, el dirigente docente porteño señaló que “si sos Gobierno y planteás un esquema de presencialidad desde el 17, tenés que armar un plan. Ellos dicen que cada escuela se va a hacer cargo. Cada escuela le tiene que presentar un plan a la ministra. Es una locura”.

“Están delegando de forma inconsulta la responsabilidad a los directores de las escuelas. Son irresponsables y se lavan las manos. No tienen un plan serio para presentar”, destacó Adaro.

En los próximos días habrá nuevas reuniones entre funcionarios del Gobierno de la Ciudad y representantes de los 17 sindicatos de los maestros.

Al brindar esta mañana una conferencia de prensa, el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, ratificó que las clases en la ciudad de Buenos Aires comenzarán el miércoles 17 de febrero próximo "con la mayor presencialidad posible" y anunció el plan "Primero la Escuela" para dar respuesta a la "contundente necesidad de que los chicos" vuelvan a las aulas en el contexto de la pandemia de coronavirus.

Newsletter

También te puede interesar