21/10/2020 por cuestionar la eleccin de 2019

Mxico acus a Almagro de "lastimar la democracia" en Bolivia

El país azteca se enfrentó este miércoles al Gobierno de facto boliviano y cuestionó al secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, por la misión que el organismo envió a las elecciones de ese país, que fueron anuladas el año pasado, y lo acusó de "lastimar la democracia".

Almagro fue cuestionado por México, el Grupo de Puebla y la Celag
Almagro fue cuestionado por Mxico, el Grupo de Puebla y la Celag

"Ustedes han deslegitimado a las misiones electorales", acusó el representante de México Maximiliano Reyes, subsecretario para América Latina, quien subrayó que "lo que ocurrió con la OEA en Bolivia no debe repetirse jamás", informó la agencia de noticias AFP.

En una línea similar, el Grupo de Puebla y el Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica (Celag) solicitaron a la OEA la remoción de su cargo de Almagro, por el "papel desempeñado en el marco de las elecciones de Bolivia de 2019" y "las relaciones excluyentes que mantiene con otros países del área", según dos comunicados publicados en sus redes sociales.

La votación de octubre de 2019 fue anulada luego de que una auditoría de la OEA estableciera que hubo una "manipulación dolosa" en favor del entonces presidente Evo Morales (2006-2019), lo que desató violentas protestas y una rebelión militar que obligaron al mandatario a renunciar para asilarse en México y después en Argentina.

Casi un año después, el domingo, el candidato del partido de Morales, Luis Arce, se impuso en las elecciones con un contundente 53,9% de los votos, según conteos aún preliminares.



La Celag cotejó los resultados de 2019 y de 2020 en los puntos electorales denunciados por la OEA y concluyó que el apoyo para el MAS fue incluso mayor en estas últimas votaciones.

"El porcentaje medio de apoyo al MAS-IPSP en 2019 fue del 91,6% mientras que en 2020 ha sido incluso mayor, con un 97%", destacó la carta enviada a los Ministros de Relaciones Exteriores de los países miembro de la OEA.

Para el Grupo de Puebla, en tanto, los resultados de las recientes elecciones también confirmaron lo que varios estudios de centros de investigaciones internacionales señalaron en los últimos meses.

"No hubo fraude en las elecciones de octubre del 2019 y Evo Morales se hubiera debido posesionar como Presidente legítimo de Bolivia si la OEA, en su condición de observador, no hubiera desconocido dichos comicios", explicó el documento difundido por redes sociales.



"El cuestionamiento electoral de la OEA, además, desencadenó una situación de violencia política y social, que terminó en un golpe de estado y la posterior renuncia del Presidente Evo Morales, quien así preservó la paz social y salvó su vida, con el apoyo del Grupo de Puebla, exiliándose en México y después en Argentina", agregó.

Desde Bolivia, la canciller Karen Longaric, que representa al gobierno de facto asumido tras la salida de Morales, refutó hoy las acusaciones.

"Hay países que tienen problemas mucho más graves, problemas como el narcotráfico y sin embargo, se obstinan en asuntos de otros países", lamentó Longaric.

México acusó, además, a Almagro de "lastimar la democracia en Bolivia" y le sugirió "someterse a un proceso de reflexión y autocrítica".



En el centro del debate está la paralización de un conteo preliminar durante la noche de los comicios de 2019 y su reanudación un día después, con un considerable aumento de la ventaja de Morales.

La Misión de Observación Electoral (MOE) de la OEA expresó su preocupación por cambio de tendencia que calificó como "drástico" y "difícil de explicar".

Según investigadores de las universidades de Pennsylvania y de Tulane, en Estados Unidos, la ruralidad y las regiones explican la mayor parte de la tendencia y lo que se presentó como evidencia de irregularidades en realidad fue un "error en el análisis".

Frente a las críticas, Almagro denunció "una maliciosa campaña de desinformación contra la OEA, con evidentes objetivos políticos".