11/08/2020 posicionamiento

La UE consider que en Venezuela "no hay condiciones para elecciones libres y equitativas"

El representante de la UE para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, el español Josep Borrell, lo aseguró tras una reunión con representantes políticos del oficialismo y la oposición y tras trasladarle al gobierno las cuestiones mínimas necesarias para garantizar un proceso electoral transparente.

Joseph Borrell, encargado de Asuntos Externos de la Unión Europea.
Joseph Borrell, encargado de Asuntos Externos de la Unin Europea.

La Unión Europa (UE) afirmó este martes que “no hay condiciones” para que las elecciones parlamentarias de diciembre en Venezuela sean un “proceso libre”, por lo que no enviará una misión antes de que el Gobierno de ese país “brinde respuestas a lo planteado por la oposición”, que fue criticada por la Iglesia Católica por su intención de abstenerse en los comicios.

El representante de la UE para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, Josep Borrell, dijo que se reunió con representantes políticos del oficialismo y la oposición venezolana y que luego le trasladó al Gobierno del presidente Nicolás Maduro las cuestiones mínimas necesarias para garantizar un proceso electoral transparente.

“Estas condiciones se referían a cuestiones básicas del proceso, como el Consejo Nacional Electoral (CNE), la participación en pie de igualdad de todos los partidos políticos y de sus líderes, cuya descalificación y persecución deben cesar, así como la observación electoral internacional”, indicó el excanciller español y actual vocero de la política exterior de la UE en un comunicado.

Borrel destacó que un grupo de 27 partidos políticos opositores de Venezuela emitieron recientemente una declaración pública en la que manifestaron que no se presentarán en los comicios, instancia por la que argumentó que “no se reúnen las condiciones para un proceso electoral transparente, inclusivo, libre y equitativo”.

El primero en reaccionar a la posición asumida por la UE fue el titular de la Asamblea Nacional y principal líder de la oposición, Juan Guaidó

“La lucha hoy es por generar los espacios y condiciones que den respuesta a la emergencia humanitaria y la solución de la profunda crisis política”, escribió en Twitter Guaidó, reconocido como presidente interino por más de 50 países.

“No se puede convalidar una farsa de ninguna manera, hacerlo es ser cómplice de un régimen indolente con el sufrimiento del pueblo”, agregó.

El CNE comenzó ayer a recibir las inscripciones de los candidatos que aspiran a participar de las elecciones parlamentarias del 6 de diciembre. De esos comicios saldrán los 277 integrantes de la Asamblea Nacional, 110 más que en el 2015.

Unos 27 partidos opositores rechazaron ir a los comicios, entre otras razones porque el Tribunal Supremo de Justicia mantiene intervenidos a Acción Democrática (AD, de Henry Ramos Allup), Primero Justicia (PJ, de Henrique Capriles) y Voluntad Popular (VP, de Leopoldo López), tres de las fuerzas del G4, que nuclea a las agrupaciones con mayor cantidad de afiliados.

Otros dos pequeños sectores de oposición no apoyaron el boicot a las elecciones, al igual que los más radicalizados, como la Alianza Bravo Pueblo, de Antonio Ledezma, y Vente Venezuela, de María Corina Machado.

En este contexto, la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV) hizo hoy un llamado a la oposición a buscar una salida, tras criticar su intención de abstenerse de participar en los comicios.

"En este momento histórico de Venezuela, están convocadas para el próximo mes de diciembre las elecciones parlamentarias. Somos conscientes de las irregularidades que se han cometido hasta ahora en el proceso de convocatoria y preparación de este evento electoral", expresaron los obispos a través de un comunicado, citado por la agencia Ansa.

Detallaron que esas irregularidades van "desde la designación de los directivos del Consejo Nacional Electoral, la confiscación de algunos partidos políticos, y la inhabilitación de candidatos".

Además, criticaron que "ante esto, un grupo importante de líderes y de partidos políticos ha expresado su voluntad de no participar en las parlamentarias".

La CEV señaló que "esta decisión de abstenerse priva a los venezolanos del instrumento válido para defender sus derechos en la Asamblea Nacional".

En este sentido recordó que "algo semejante pasó en (las parlamentarias de) diciembre de 2005, y no tuvo ningún resultado positivo".