01/07/2020 trnsito

Los controles en los accesos generaron demoras y Frederic apel al "esfuerzo" y la "solidaridad"

"Esta fase de cuidado exige redoblar la solidaridad", dijo la ministra de Seguridad, en referencia a las largas filas de autos en los accesos a la Ciudad de Buenos Aires. Más temprano, el secretario Eduardo Villalba apuntó que se está "priorizando la salud".

Fuertes controles y calles con poca gente en la nueva fase de la cuarentena en AMBA


Las fuerzas federales de seguridad reforzaron los controles de acceso a la ciudad de Buenos Aires como parte de las nuevas restricciones a la circulación vehicular, que generaron demoras en el tránsito en las horas pico, y la ministra de Seguridad, Sabina Frederic, apeló al "esfuerzo" de todos y a "redoblar la solidaridad" ante la emergencia sanitaria por el coronavirus.



"Sabemos que la emergencia sanitaria requiere de mucho esfuerzo de todos y todas. Las demoras en los retenes son consecuencia de una pandemia que nos obliga a intensificar los controles para reducir la circulación del virus. Esta fase de cuidado exige redoblar la solidaridad", expresó Frederic a través de su cuenta de Twitter.


Las demoras en el ingreso a la ciudad por la mañana en algunos de los accesos generaron un contrapunto entre las autoridades nacionales y el ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, quien concurrió personalmente al Puente La Noria para intentar agilizar la circulación.

Sin embargo, Berni negó haber concurrido a "dar órdenes" a los efectivos de la Policía Federal que realizaban el operativo de control en ese lugar (que no son de su competencia) y justificó su presencia a que había una ambulancia con una mujer a punto de parir que se encontraba demorada hacía 20 minutos por el retén.

"Si usted está arriba de un puente y una ambulancia está veinte minutos para pasar y no puede pasar, y casi tenemos un parto en el medio del puente, me parece que es algo que hay que corregir", manifestó Berni en diálogo con el canal Todo Noticias (TN).

Tras aclarar que trabaja "por el bienestar de los bonaerenses", Berni dijo que no fue a hacer "ningún correctivo" al lugar sino que trabaja en la calle "todos los días" y trata se "solucionar los problemas" aunque no sean de su jurisdicción.

Más temprano, el secretario de Seguridad de la Nación, Eduardo Villalba, había asegurado que "se sabía que a partir de hoy iba a haber una situación más restrictiva" en la circulación a raíz del inicio de una nueva fase en el aislamiento obligatorio y señaló que, si bien "la idea no es complicarle la vida a la gente", se está "priorizando la salud".

De esta forma, se refirió a las largas filas de autos y demoras registradas desde las primeras horas de la mañana en los principales accesos a la ciudad, con controles intensificados por parte de las fuerzas federales de seguridad, tal como se acordó días atrás durante una reunión llevada a cabo en Casa de Gobierno con autoridades nacionales, de la ciudad y de la provincia de Buenos Aires.

Y también se refirió a la intervención de Berni: “Se presentó el ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires excediendo sus responsabilidades y de una manera muy irresponsable también, y no sé lo que está esgrimiendo porque el ministro tiene mi teléfono entonces si sus intenciones fueran de responsabilidad y de buenas intenciones me hubiera llamado y no apareciendo frente a las cámaras de televisión”.

Respecto al paso de vehículos de emergencia como las ambulancias, el funcionario nacional dijo que "desde hace sesenta días aproximadamente el carril exclusivo en Puente de la Noria para personal esencial de salud es el puente de viejo" que corre paralelo, a unos pocos metros, de la más moderna construcción.

En este punto, señaló que "puede que exista la situación en la que algún vehículo quede atascado" y que, en ese caso, "debe ser atendida por personal policial".

Villalba aseguró que de acuerdo a las recorridas realizadas esta mañana en los accesos, salvo Puente de la Noria, el resto de los puntos tenían buena circulación.

"Hoy lo que tenemos es el personal policial que está haciendo esto con mucha fuerza y mucho trabajo desde el principio de la pandemia. Siempre se pueden ajustar cosas, por supuesto que no tenemos la verdad revelada en ese sentido", afirmó y agregó que están "dispuestos a revisar lo que haya que revisar para las cuestiones que tengan que ver con el tránsito".

En tanto, el secretario de Articulación Federal del Ministerio nacional, Gabriel Fuks, dijo que con las restricciones de la nueva cuarentena esperan reducir la circulación de entre un millón y medio y dos millones de personas en el ámbito metropolitano, y advirtió que quien no tenga permiso de circulación, “no va a pasar”.

Sobre los embotellamientos, señaló que “siempre el primer día se producen estas situaciones” y las relacionó al hecho de que “mucha gente también salió a la calle sin tener el permiso en función de la flexibilidad que ha habido en los últimos tiempos”.

Además, recordó que “en los últimas dos días hubo 5.000 contagiados” y que por esa situación “el presidente de la Nación, el jefe de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires y el gobernador de la provincia han decidido 16 días estrictos de cuarentena”.