29/06/2020 brasil

Lula dice que jvenes repartidores de comida son tratados como nuevos esclavos

De este modo el ex presidente brasileño y líder del opositor Partido de los Trabajadores se solidarizó con los trabajadores del sector que convocaron una huelga para pedir una ley que proteja la actividad.

Por Corresponsal


El ex presidente brasileño y líder del opositor Partido de los Trabajadores, Luiz Inácio Lula da Silva, afirmó hoy que los repartidores de comida que están en la línea de frente de los trabajos esenciales durante la pandemia de coronavirus han sido calificados como “microemprendedores” pero en realidad son “microesclavos” sin derechos laborales.

Lo hizo en el marco de la huelga convocada por los jóvenes que trabajan para empresas de distribución de comida mediante aplicaciones digitales para exigir una ley que proteja la actividad.

“Les dicen microemprendedores, pero si se accidentan en las motos o bicicletas no tienen plan de seguridad social, los despiden sin indemnización, si le roban la moto o la entrega no tienen el seguro cubierto por la empresa. No es un microemprendedor, es casi un ‘micro-esclavo’”, afirmó Lula.

Ex sindicalista y fundador del Partido de los Trabajadores (PT) dijo que hasta en la época de la esclavitud, que en Brasil terminó oficialmente en 1888 con un decreto real de la Princesa Isabel, en el último año de la monarquía, los “Señores” tenían que hacerse responsables por la comida y salud de su esclavo “porque eran de su propiedad”.

Lula fustigó la reforma laboral de 2017 durante el gobierno del presidente Michel Temer en alianza con el Partido de la Social Democracia Brasileña del ex mandatario Fernando Henrique Cardoso, tras la destitución por juicio político de Dilma Rousseff en 2016.

“Después de guerras, revoluciones, huelgas, en nombre de la modernidad han sacado los derechos laborales”, apuntó Lula, quien afirmó que es una “falacia” que las reformas económicas del gobierno de Jair Bolsonaro y el ministro de Economía, Paulo Guedes, van a generar nuevos empleos.

“Un día hablé con un entregador que dijo que hay muchachos que están con hambre adelante manejando la moto y huelen la comida que tienen atrás”, dijo el ex presidente durante una transmisión por Twitter con el gobernador de Maranhao, Flavio Dino, del Partido Comunista do Brasil (PCdoB) y considerado un presidenciable para 2022.

Dino y Lula dijeron que es necesario una ley específica para los 3,8 millones de entregadores de comida que dependen de las empresas de aplicaciones de Internet, que son jurídicamente tratados como microempresarios o autónomos en base a la reforma laboral de 2018.

“El ministro Guedes dice que con las reformas de ajuste va a generar 5 millones de empleos, pero lo que generará es empleo sin calificación. La justicia del trabajo debería haber trabajado más”, se quejó Lula, quien no puede ser candidato en 2022 a raíz de que pesan sobre el dos condenas confirmadas en segunda instancia por corrupción en la Operación Lava Jato.
etiquetas