26/05/2020 pandemia

Empresas de transporte de larga distancia piden ser incluidas en el programa ATP

Las cámaras que agrupan a las empresas del sector indicaron que "a días de finalizar mayo, decenas de compañías de todo el país continúan excluidas del programa de ayuda y apenas un 30% de los empleados percibieron los ATP de abril".

Las empresas de transporte de pasajeros de larga distancia expresaron que la demora en la transferencia de la Asistencia al Trabajo y la Producción (ATP) "vuelve crítica la situación" y coloca a muchas de ellas "al borde del quebranto".

Así se manifestaron las cámaras que reúnen a estas empresas de transporte de pasajeros en un comunicado en el que señalaron que "a días de finalizar mayo, decenas de compañías de todo el país continúan excluidas del programa de ayuda y apenas un 30% de los empleados percibieron los ATP de abril".

Imposibilitados de prestar servicios desde el 20 de marzo por una resolución del Poder Ejecutivo nacional, las compañías de ómnibus que conforman el servicio público y regular de larga distancia dijeron que atraviesan "una situación crítica y enfrentan un panorama futuro incierto".

"Con un déficit que crece día a día y se estima en millones de pesos diarios, entre pagos de servicios, impuestos, alquileres de boleterías en terminales, leasing por renovación de flotas, créditos tomados, cheques rechazados, etc. y sin ingreso alguno, la totalidad de empresas que conforman esta actividad se acercan a un escenario irreversible de quebranto", advirtieron.

Las Cámaras Empresarias de Larga Distancia elevaron una nota al Ministerio de Transporte "advirtiendo la dramática situación de las compañías en general y de miles de sus trabajadores en particular quienes a días de finalizar el mes de mayo no han percibido la cifra comprometida por el Estado Nacional".

Desde el 20 de marzo y sin fecha cierta de regreso, dejaron de prestarse la totalidad de los servicios regulares de larga distancia, un servicio que conecta a más de 1.600 destinos en Argentina y otros tantos en los países de la región.

Las empresas que afirman son 100% de capitales nacionales movilizan cada año más de 31 millones de pasajeros.