20/05/2020 Derechos Humanos

De forma virtual, Uruguay realiza la Marcha del Silencio

Madres y Familiares de Uruguayos Detenidos Desaparecidos organizan un nuevo acto para pedir memoria, verdad y justicia por los crímenes cometidos por la última dictadura cívico-militar (1973-1985).



La dictadura cívico-militar uruguaya se extendió entre el 27 de junio de 1973 y el 1 de marzo de 1985. Dicho período estuvo marcado por la prohibición de los partidos políticos, la ilegalización de los sindicatos y medios de prensa, la persecución y encarcelamiento de opositores al régimen. Ese 27 de junio, el entonces presidente constitucional Juan María Bordaberry, con el apoyo de las Fuerzas Armadas, disolvió las Cámaras de Senadores y Representantes y creó un Consejo de Estado con funciones legislativas, de control administrativo y con el encargo de hacer una reforma constitucional.

En la misma madrugada en que se gestó el golpe de Estado, la Convención Nacional de Trabajadores (CNT) y la Universidad de la República comenzaron una huelga en resistencia al sublevamiento que duró quince días. En respuesta los militares realizaron detenciones a numerosos opositores, como al líder del Frente Amplio Líber Seregni, un antecedente que abrió la puerta a las desapariciones forzadas de personas.

Para leer la nota completa, ingresá aquí al micrositio de Memoria, Verdad y Justicia de Télam.