17/04/2020 coronavirus

El Salvador extiende la emergencia nacional por 15 das

La medida se aprobó a última hora de ayer con el voto positivo de 65 de los 84 diputados de la Asamblea Legislativa.


La Asamblea Legislativa de El Salvador extendió por 15 días la emergencia nacional para enfrentar la pandemia de coronavirus, que hasta el momento ha dejado 6 muertos y 164 infectados en el país.

La medida, que no implica la suspensión de las garantías constitucionales, se aprobó a última hora de ayer con el voto positivo de 65 de los 84 diputados de la Asamblea Legislativa.

La ley de emergencia fue aprobada originalmente el 14 de marzo y terminaba su vigencia la noche del domingo pasado, cuando el Congreso se reunió y votó algunas de las medidas pero dejó pendientes otras que fueron tratadas ayer.

La aprobación llegó después de varias horas de negociaciones de la Comisión Política del Congreso que reúne a los líderes de cada partido político y tras la amenaza del presidente del país, Nayib Bukele, de vetar una ampliación con reformas.

"Buscan subir los contagios a toda costa. A pesar de que el pueblo los observa. Ese decreto será vetado", advirtió Bukele tras señalar a los opositores Alianza Republicana Nacionalista (Arena, derecha) y Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN, izquierda) de querer quitarle las herramientas para mantener una cuarentena domiciliar obligatoria.

El diputado Guillermo Gallegos, de la oficialista Gran Alianza por la Unidad Nacional (GANA, derecha), aplaudió la aprobación de la prórroga y señaló que si esta no se daba, el mandatario "no se iba a quedar de brazos cruzados".

Tras alabar el trabajo del Gobierno, Gallegos señaló que los seis muertos que ha dejado la pandemia en el país son "pocos".



Por su parte, el diputado Rodolfo Parker, del Partido Demócrata Cristiano (PDC), manifestó su "plena decepción" al no votarse inicialmente la propuesta preparada y que rechazó Bukele.

Detalló que en dicha propuesta, entre otras cosas, se buscaba "evitar las detenciones arbitrarias", separar en los centros de contención a personas que se saltarán la cuarentena de otras con síntomas o sospechas del COVID-19.

De acuerdo con Parker, la iniciativa incluía las medidas cautelares dictadas por la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) de frenar las detenciones y confinamientos "forzoso".

Otros aspectos que incluía, según el legislador demócrata cristiano, era la posibilidad de fijar plazos para cumplir cuarentenas, dar un "trato digno y humano" a las personas confinadas, mecanismos para el retorno de salvadoreño en el exterior y la "inviolabilidad de la morada".

Este último punto ha causado polémica en el país, dado que el Ejecutivo ha incluido en el decreto de la cuarentena domiciliar obligatoria que los ciudadanos están obligados a permitir la entrada a sus casas de delegados del Ministerio de Salud.

No obstante, la Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos ha recibido denuncias de allanamientos por parte de policías y soldados, supuestamente amparados con el referido decreto ejecutivo.

Esta tensión entre el Ejecutivo y el Legislativo se suma al choque registrado desde la noche del miércoles con la Corte Suprema tras el anuncio de Bukele de que no obedecería un fallo de la Sala de lo Constitucional en el que le ordenan parar las detenciones y cuarentenas "forzosas".

"Se le antoja (a Bukele) legislar y se le antoja ser el máximo interprete de la constitución", criticó Parker al finalizar su intervención.

La prorroga del estado de emergencia se alcanzó con los votos de GANA, FMLN, Partido de Concertación Nacional (PCN, derecha), Cambio Democrático (CD, centro) y algunos de Arena, informó la agencia de noticias EFE.

"Funcionó la presión. Ojalá no sea necesaria dentro de 15 días", acotó Bukele desde su cuenta de Twitter tras conocer la votación.