11/04/2020 candidata argentina a la Cedaw

Violencia de gnero y pandemia, en palabras de la abogada feminista Marisa Herrera

En una entrevista con Télam, la abogada propuesta por el gobierno argentino como experta independiente para integrar el Comité de la Convención sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer (Cedaw) habló sobre el rol del organismo y los ejes de su tarea, si es electa.

Por Silvina Molina

La abogada feminista Marisa Herrera fue propuesta por el Gobierno argentino como experta independiente para integrar el Comité de la Convención sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer (Cedaw), un espacio que "debe concentrar los esfuerzos en el abordaje de la violencia de género" en medio de la pandemia de coronavirus.

Herrrera, investigadora del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet), explicó en una entrevista con Télam la importancia del organismo que hace mucho tiempo no tiene representación argentina y cuales serán los ejes de su tarea en caso de ser elegida, ya que para integrarlo necesita 140 votos de los Estados parte.

-Télam: -¿Qué es el Comité de la Convención sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer (Cedaw, por sus siglas en inglés)?
-Herrera: El Comité funciona desde 1982. Está integrado por 23 personas expertas independientes. Es creado justamente por esa Convención y constituye uno de los nueve Órganos de los Tratados creados por un Tratado internacional, en este caso, la Cedaw. Así como la Convención sobre los Derechos del Niño o la de los Derechos de las Personas con Discapacidad tienen su propio Comité. El Comité de la Cedaw se dedica a interpretar de manera dinámica dicho instrumento internacional - el más importante en materia de no discriminación en razón del género- y a supervisar su cumplimiento en los Estados Partes, es decir, en aquellos países que lo han ratificado que hasta la actualidad son 189.

-T: ¿Por qué es importante que Argentina esté en el Comité?
-H: Por varias razones. Primero, porque hace tiempo que ninguna argentina integra el Comité. Segundo, y lo más importante, la fuerte experiencia argentina en materia de no discriminación en razón del género que incluso es mucho más profundo que referirse a los derechos de las mujeres. No por casualidad, la Recomendación General 19 del Comité de la Cedaw se refiere a la violencia contra la mujer y años después, se la actualiza en la Recomendación 35 y se habla de la violencia de género. Argentina ha colocado en agenda la cuestión de género, es el momento para reforzar este camino que no tiene vuelta atrás, logrando las 140 voluntades-votos de los Estados Partes necesarios para que una de los 23 expertos provenga del país. ¿Acaso, no sería un reconocimiento a nivel mundial a la fuerza arrolladora del movimiento feminista que ha traspasado sus fronteras como lo demuestra el colectivo Ni Una Menos?

-T: ¿Cuál será su rol y cuales sus aportes iniciales?
-Herrera: Estamos armando la propuesta con el plan de trabajo. Si las fechas no se prorrogan por este contexto excepcional que estamos viviendo, la elección es el 29 de junio en New York, justo una de las ciudades epicentro de la pandemia en Estados Unidos. Ni bien tengamos definida la propuesta de trabajo la voy a compartir porque entiendo que es una obligación ética informar y dar cuenta de las líneas de trabajo que se proponen. Si bien no represento al Estado sino que soy una experta independiente, lo cierto es que la propuesta es elevada por el Estado, de allí el compromiso y la responsabilidad que ello genera.

-T: ¿Qué lectura de género se puede hacer de la pandemia por coronavirus en el marco de Cedaw?
-H: Como punto de partida esgrimo la siguiente crítica constructiva: el Comité no se ha expedido al respecto como sí lo ha hecho el Comité de Expertas de la Convención de Belem do Pará que es de un organismo de carácter regional, no internacional o universal como lo es la Cedaw. Me parece muy importante en estos momentos complejos destacar un dato central: el aislamiento social impacta -como siempre sucede- con mayor fuerza contra las personas más vulnerables, es decir, contra las mujeres y personas LGBTIQ +, de allí la necesidad de actuar en consecuencia y priorizar las acciones, políticas y medidas a este sector. Dentro de este ámbito, se debe concentrar los esfuerzos en el abordaje de la violencia de género dada la gravedad de los derechos en juego que recepta y protege la propia Cedaw.

-T: Y en el mismo sentido ¿Cuál es la relación entre pandemia, cuarentena y violencia de género?
-: Tal como se viene diciendo, la relación es directamente proporcional. La situación de aislamiento de por sí, agrava cualquier situación normal, con más razón los vínculos o relaciones de poder, sumisión y opresión como las que encierra la violencia de género. O sea, a la asfixia, soledad y miedo que genera la violencia en sí, se le suma el contexto excepcional de aislamiento, ello constituye un combo sumamente complejo que debe ser tenido en cuenta por quienes tienen la responsabilidad de intervenir en estos casos.

-T: ¿Cómo surge su candidatura a propuesta del gobierno argentino?
-H: El Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad eleva una propuesta a la Cancillería y es este último es el que eleva la propuesta a la Secretaría del Comité. ¿Por qué me proponen a mí? Eso habría que preguntárselo a quienes me propusieron.


Las razones de la postulación

Al ser consultada por Télam sobre la postulación de Herrera, la ministra de la Mujeres, Géneros y Diversidad, Elizabeth Gómez Alcorta, explicó que la propusieron porque "es una académica activista que ha sido actora -entre otras- de los avances normativos en materia de derechos de las mujeres que demuestran el diálogo entre el derecho internacional de los derechos humanos y el derecho interno".

"Creemos que su formación y trayectoria y los aportes que vaya a realizar van a potenciar el trabajo en la CEDAW en un momento en el que consideramos que es fundamental consolidar organismos internacionales integrados por expertas con capacidad técnica, empatía y visión crítica para robustecer los estándares de protección y generar herramientas eficaces para desarrollar políticas sustantivas que avancen en la progresiva y definitiva eliminación de la discriminación contra las mujeres y otros géneros y diversidades", agregó.