05/04/2020 Baha Blanca

Detienen a un fiscal imputado de encubrir a una banda narco por violar el aislamiento

Se trata del fiscal Alejandro Salvador Cantaro quien está procesado por colaborar en 2018 para que un sobrino -aún prófugo en una causa de estupefacientes- eludiera el accionar de Justicia. El sábado, Cantaro fue detenido por circular sin autorización en pleno aislamiento preventivo.


Un Fiscal general federal de Bahía Blanca, en uso de licencia y acusado de encubrir a una banda de narcotraficantes, fue detenido por violar el aislamiento social, preventivo y obligatorio ante el coronavirus en momentos en que se trasladaba a bordo de un automóvil, informaron este domingo fuentes policiales.

Se trata de Alejandro Salvador Cantaro quien fue procesado el año pasado por el delito de "encubrimiento" a una organización criminal que comercializaba estupefacientes en una causa en la que un sobrino suyo permanece prófugo.

Fuentes policiales informaron que Cantaro fue detenido el sábado, pasadas las 21, en momentos en que se trasladaba a bordo de un automóvil junto a una mujer por la intersección de las calles Belgrano y Dorrego, en el centro de la ciudad de Bahía Blanca.

"Tras ser interceptados por personal policial en el marco de los controles dispuestos por la cuarentena obligatoria se comprobó que ambas personas no contaban con el respectivo permiso", explicó a Télam un vocero policial.

De acuerdo a esta fuente, el fiscal les dijo a los efectivos que estaba llevando a la mujer a un cajero automático.

El vocero añadió que ante esta situación, Cantaro y la mujer fueron trasladados a una comisaría donde tras ser notificados de los cargos por violar el aislamiento obligatorio volvieron a sus respectivos domicilios.

En octubre del año pasado el juez Federal Walter López Da Silva, acusó al fiscal Cantaro de "encubrimiento por haber brindado ayuda a dos personas a eludir el accionar de la Justicia y por haber omitido la denuncia correspondiente".

Según las fuentes, el procesamiento dictado fue sin prisión preventiva ya que Cantaro posee fueros por ser fiscal.

"El juez entendió que el fiscal colaboró con un sobrino en una causa por tráfico de estupefacientes, a eludir el accionar de la Justicia, pero además no hizo la denuncia que estaba obligado a hacer por sus funciones", señalaron una fuente judicial.

Mientras que en febrero de este año, la Cámara Federal de Apelaciones de Bahía Blanca confirmó el procesamiento de primera instancia.

Se trata de una causa que comenzó en el 2018 en el marco del operativo denominado "Drogas Sintéticas II" por el cual fueron condenadas 8 personas en tanto que otra, que es su sobrino, está prófugo.

"Cantaro fue mencionado en distintas escuchas telefónicas, entre las cuales hubo conversaciones con al menos dos personas, entre ellas un sobrino", indicó la fuente judicial consultada.

En el caso "Drogas Sintéticas II" se secuestraron más de un centenar de dosis de cocaína compactada, 21 pastillas de éxtasis, 1.500 semillas y 5 plantas de marihuana, entre otros elementos.