26/02/2020 campaa

Presentan a una robot humanoide para crear conciencia sobre el desarrollo de armas letales autnomas

La "Campaña para Detener Robots Asesinos" presentó en Plaza de Mayo a "María" para crear conciencia sobre el desarrollo de armas letales totalmente autónomas (LAWS).

La "Campaña para Detener Robots Asesinos" presentó hoy en Plaza de Mayo a la robot humanoide "María" para crear conciencia sobre el desarrollo de armas letales totalmente autónomas (LAWS).



La robot fue construida en tres semanas por el artista argentino Guillermo Simanavicius en Tigre especialmente para la segunda reunión global de la Campaña -una alianza de 82 ONGs entre las que figuran Human Right Watch y Amnistía Internacional- que comenzó hoy y continuará hasta el viernes en la Ciudad de Buenos Aires.

"Me dieron pautas para construir el robot: tenía que ser mujer, que no dé miedo, pero que también tenga fuerza", contó Guillermo.

"María" tiene una base metálica, motores, pesa 20 kilos, mide aproximadamente 1,70, se maneja con un cable, y la mayoría de los elementos con los que está construida se pueden conseguir en el mercado.

Precisamente, Simanavicius advirtió que "hay que regular" el tema de la facilidad con la que se consiguen los componentes que integran la máquina.

"Alguien con más recursos podría construir algo muy destructivo en unos pocos meses, y eso es lo problemático", sostuvo el artista y cuestionó: "no tiene que haber un arma que tome la decisión de matar a un ser humano, tiene que ser un ser humano el que decida apretar el botón".

La especialista argentina María Pía Devoto sostuvo que el propósito de tener una "robota es llamar la atención" sobre una problemática que está más relacionada a la "ciencia ficción" que a la realidad.

"Hasta hoy estas armas autónomas no existen, pero hay que hacer algo pronto porque estamos hablando de que el desarrollo puede tardar pocos años, no décadas", señaló.

Acción Pública

Participaron de la intervención pública, además de Simanavicius y Devoto, la ingeniera de software y ex empleada de Google Laura Nolan la representante por África de la Liga Internacional de Mujeres por la Paz y la Libertad, Sylvie Ndongmo y activistas que se sacaron fotos con la robot.

La campaña tiene como objetivo el impulso de una prohibición preventiva similar a la que existe desde 1995 para las armas láser cegadoras.

Según la Campaña, los peligros que plantean los "killer robots" son el traspaso de límites éticos y legales, la reducción del umbral de inhibición para la guerra, el vacío de responsabilidad, la imprevisibilidad y el inicio de una nueva carrera armamentista.