22/02/2020 Estados Unidos

Sanders lidera la interna demcrata en Nevada

El senador conseguía en el inicio del conteo un respaldo del 34 por ciento, contra el 17 por ciento del ex vicepresidente Joe Biden, según los sondeos.


El senador Bernie Sanders lideraba con amplia ventaja en las primarias demócratas de Nevada, de acuerdo con un recuento preliminar difundido por la cadena estadounidense NBC.

Según ese reporte, Sanders conseguía en el inicio del conteo un respaldo del 34 por ciento, contra el 17 por ciento del ex vicepresidente de Estados Unidos, Joe Biden.

Detrás aparecían el ex alcalde de South Bend, Indiana, Pete Buttigieg, con el 15 por ciento y la senadora por Massachusetts Elizabeth Warren, con el 14 por ciento.

Nevada pone en juego 36 delegados para la Convención Nacional del Partido Demócrata y es un estado en el que por primera vez tendrá peso el voto de las minorías, principalmente la latina, que desde el principio se preveía decisiva para determinar al vencedor.

"Nevada representa una oportunidad para que los candidatos demuestren su apoyo en una franja más amplia de nuestro país", dijo el fiscal federal del estado, Aaron Ford, un demócrata que no respalda a ningún aspirante.

A diferencia de Iowa y New Hampshire, los dos estados en los que ya se celebraron primarias demócratas, la población de Nevada es más representativa de la realidad estadounidense: con 29% de latinos, 10% de afroamericanos y 9% de asiáticos.

La comunidad latina está llamada a ser la minoría de mayor número de Estados Unidos en las elecciones de noviembre, en las que podrían participar hasta 32 millones de personas de origen hispano, un 13,3% del total del electorado.

Y, dado que 62% de los latinos registrados como votantes se identifican como simpatizantes del Partido Demócrata, entre los retos de los precandidatos está precisamente darles motivos para sumarse a sus ambiciosas campañas.



Nevada, que pone en juego 36 delegados para la Convención Nacional del Partido Demócrata, es la primera gran prueba de las primarias para tantear con datos empíricos hacia donde se inclina este relevante grupo social.

"¡Nevada hoy es el día! Vamos a ganar juntos", escribió Sanders en su perfil de la red social Twitter antes de la votación.

Anoche, durante su último acto de campaña antes de la votación, el veterano demócrata auguró su triunfo si la participación era lo suficientemente alta.

"Ganamos el voto popular en Iowa, ganamos las primarias en New Hampshire y, si salimos a votar en grandes números, creo que vamos a ganar aquí otra vez", exclamó.

La publicación de los primeros resultados trajo alivio a los demócratas tras el fiasco del caucus de Iowa, donde el recuento se demoró más de la cuenta y fue necesario esperar hasta el día siguiente para conocer al ganador.

Al conteo deberán sumarse además los resultados de la votación anticipada, realizada por primera vez en varias circunscripciones de este estado entre el 15 y 18 de febrero pasados.

Gracias a este voto anticipado, casi 75.000 personas ejercieron ya su derecho, frente al total de 84.000 que lo hicieron en 2016, cuando no hubo una votación preliminar.

El ganador de la interna enfrentará al presidente Donald Trump en las elecciones del 3 de noviembre próximo.

Anoche, durante su último acto de campaña antes de la votación, el veterano demócrata auguró su triunfo si la participación era lo suficientemente alta.

"Ganamos el voto popular en Iowa, ganamos las primarias en New Hampshire y, si salimos a votar en grandes números, creo que vamos a ganar aquí otra vez", exclamó.

La publicación de los primeros resultados está prevista para esta noche, aunque tras el fiasco del caucus de Iowa, el partido Demócrata prefirió evitar un anuncio oficial al respecto.

Al conteo deberán sumarse además los resultados de la votación anticipada, realizada por primera vez en varias circunscripciones de este estado entre el 15 y 18 de febrero pasados.

Gracias a este voto anticipado, casi 75.000 personas ejercieron ya su derecho, frente al total de 84.000 que lo hicieron en 2016, cuando no hubo una votación preliminar.

El ganador de la interna enfrentará al presidente Donald Trump en las elecciones del 3 de noviembre próximo.