11/02/2020 ARTE INTERNACIONAL

Para la directora de ARCOmadrid, "el inters por el arte argentino es enorme"

Maribel López, al frente de la feria que en 2019 contó con la participación de 209 galerías, mostró obras de 1350 artistas, convocó a 500 coleccionistas de 30 países y a más de 100.000 visitantes, habla de la edición que comenzará el próximo 26 de febrero.

Por Mercedes Ezquiaga


Ocho galerías argentinas participarán en la próxima edición de la feria de arte contemporáneo ARCOmadrid, una de las principales del circuito internacional, que tendrá lugar del 26 de febrero al 1 de marzo en la capital española, y donde "el interés por el arte argentino es enorme", señaló la directora de la feria, Maribel López, en entrevista exclusiva con Télam.

Argentina será el país latinoamericano con mayor presencia en la feria 2020 mientras que toda la región latinoamericana será de nuevo una de las principales representaciones internacionales, lo que vuelve a posicionar a ARCO como punto de encuentro e intercambio entre Europa y América latina.

Horas antes de la rueda de prensa de esta mañana en Madrid, López conversó con Télam sobre la edición 2020 que en vez de contar con un país invitado como otras ediciones, se realizará bajo la temática "Es sólo cuestión de tiempo", inspirada en la obra del artista cubano Félix González-Torres.

Tal vez, una de las obras más famosas del cubano sea "Sin título (Amantes perfectos)", dos relojes de pared idénticos, blancos y redondos, ajustados inicialmente a la misma hora y alimentados por baterías, que con el paso del tiempo, y de manera inexorable, se van desincronizando, una metáfora inevitablemente de la naturaleza del amor.

La alusión al tiempo -condensada en esta idea tan simple como potente- será entonces el espíritu desplegado en el sector curado por Alejandro Cesarco, Mason Leaver-Yap y Manuel Segade, que convivirá en el predio de IFEMA junto al Programa General -con 170 galerías-, "Diálogos", enfocado en las mujeres en Latinoamérica, y "Opening", pensado para descubrir las más jóvenes propuestas.


Las galerías argentinas Herlitzka + Faria, Ruth Benzacar, Walden, Rolf Art, Isla Flotante, Nora Fisch, Pasto y Piedras -con nombres como Narcisa Hirsch, Mariela Scafati, Rosario Zorraquín, Estefanía Landesmann, Osías Yanov y Carla Grunauer, entre otros- tendrán un lugar preponderante en la feria organizada por IFEMA que recibe cada año 100.000 visitantes, 300 coleccionistas y 200 galerías de 30 países.

"El interés por la escena del arte argentino es enorme. Después de ser el país Invitado en 2017 han surgido numerosos proyectos y vínculos, tanto institucionales como personales, algo que se ve reflejado actualmente", dijo a Télam Maribel López, en su debut como directora.

Télam: Este año, la feria no tendrá un país invitado sino una temática: el tiempo en las prácticas artísticas a partir de la obra de Félix González-Torres ¿Por qué?

Maribel López: Félix González-Torres fue un referente y la idea surgió por lo que él ha representado como arte del futuro: utilizó estrategias existentes en el arte conceptual y las desplazó, cuestionando la autoridad de una obra, la distribución, el carácter de unicidad. Además, se cuestionó acerca de la relación del ser humano con la obra, algo que luego muchos artistas tomaron y desarrollaron. Me gusta esta idea de tiempo que tiene algo de esperanza y de amenaza; de posibilidad y de peligro.

T: Ha dicho que "las reflexiones del arte pueden ayudar, en tiempos complejos, a tener una visión más abierta del mundo, a transformarnos e intentar entender más al otro". ¿Qué tan urgente se torna la presencia del arte en este momento del mundo?

ML: Pues vamos, es urgentísimo. Realmente si no entendemos el arte como ese lugar de pensamiento, de reto personal, de complejidad que nos permite entender sobre todo nuestra falta de de ser absoluto, que nos permite ser empáticos, comprendernos... Soy idealista pero creo que los lugares donde estamos no pueden ser extremos. Y el arte ayuda a generar visiones complejas, y de ese modo es más fácil entender al otro. Desde las verdades absolutas no podemos hacer nada, pero desde la duda creo que algo podremos hacer.

T: Esta edición de la feria ofrecerá, por primera vez, visitas guiadas al público. ¿Estas medidas logran atraer a nuevos públicos?

ML: Sí. ¡Y es una solución tan sencilla! ARCO es una feria popular, con muchos visitantes, escuelas, universitarios, familias. Es la mejor manera de ofrecerles la posibilidad de conocer, a través de las múltiples narraciones posibles que ofrece el espacio de una feria. Si tu sabes poco o nada de arte y te sueltan aquí con 200 galerías creo que te puedes aturdir. Pero al ofrecer esta posibilidad ya vas a aprender y seguramente vas a poder "ver" otra feria. El público más joven encontrará un lugar y claro, la estrategia última es conseguir que pierdan el miedo y tal vez pregunten por el precio de una obra.

Casi de manera calcada, las ferias de arte más destacadas del mundo suelen verse envueltas en alguna polémica: por una banana vendida en 120 mil dólares, por una escultura de cuatro metros de alto idéntico al rey Felipe de España o por una pieza valuada en un precio exorbitante, por ejemplo, un millón y medio de dólares, por mencionar algunos ejemplos. Habrá que esperar a la inauguración, el 26 de febrero, para saber qué tocará este año.

Mientras tanto, Argentina se prepara para deslumbrar en ARCO, lo que implica un auspicioso arranque del año en lo que refiere a estar presente en una vidriera internacional, justamente en Madrid, donde en julio inaugura una exposición antológica del argentino León Ferrari en el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía.
etiquetas