30/01/2020 Buenos Aires

Compactaron 80 mil autopartes y la ganancia de la chatarra ser para el Garrahan

Gran parte de lo compactado en Villa Soldati proviene de la venta ilegal de autopartes. Todo lo que se recaude por la venta de la chatarra reciclada -alrededor de 8 millones de pesos- se destinará a la fundación del Hospital Garrahan.

 

Más de 80 mil autopartes que habían sido decomisadas en distintos operativos en la ciudad de Buenos Aires fueron compactadas este jueves en el barrio porteño de Villa Soldati y se convirtieron en chatarra valuada en 8 millones de pesos que será donada a la Fundación del Hospital Garrahan.

Esta iniciativa es producto del trabajo en conjunto de la Policía de la Ciudad, la Subsecretaría de Seguridad Ciudadana y la Agencia Gubernamental de Control (AGC), dado que "se llevan adelante investigaciones y denuncias y eso muchas veces determina allanamientos o inspecciones", precisó el subsecretario de Seguridad Ciudadana, Juan Pablo Sassano.

Asimismo, el funcionario precisó que se secuestraron 140 mil autopartes que son trasladadas a depósitos que ocupan un lugar enorme. "Por eso estamos luchando todo el tiempo para que nos den la autorización para compactarlos", afirmó.

La compactación se realizó en el predio ubicado en Ferré 2880, en el barrio de Villa Soldati. La chatarra, tras pasar por una molienda, se reciclará para las industrias metalúrgica y metalmecánica, precisó el Ministerio de Justicia y Seguridad de la Ciudad Buenos Aires.

Las piezas compactadas corresponden a allanamientos realizados en agosto, septiembre y octubre de 2019 en un depósito ubicado en Juan Francisco Seguí al 2.500, que tenía conexión directa de venta con un local de la avenida Warnes al 1200.

 

"Este es un gran logro, no solamente para sacar las autopartes ilegales de la calle, que siempre están vinculadas a algún robo automotor y hechos violentos, sino también colaborar con la Fundación Garrahan, que recibirá 8 millones de pesos producto de la venta de la chatarra", agregó Sassano.

Desde febrero de 2017 a enero de 2020 se realizaron 95 inspecciones y 50 allanamientos en la ciudad de Buenos Aires, de los cuales en 44 hubo resultados positivos, con 14 detenidos vinculados a la ley 25.761 de desarmaderos ilegales.