30/01/2020 Ro Negro

Con una travesa, reclaman por la soberana del Lago Escondido

Pese a las sentencias judiciales que determinaron que el acceso y navegación deben ser de acceso público, el empresario Joe Lewis desde hace más de 20 años tiene cercado.


Más de 300 personas participarán la semana próxima de la quinta Marcha por la Soberanía al Lago Escondido, en Río Negro, una travesía desde el 4 al 11 de febrero en la que se intentará por dos caminos distintos acceder al espejo de agua que desde hace más de 20 años el empresario Joe Lewis tiene cercado, pese a que hay sentencias judiciales que determinaron que el acceso y navegación debe ser de acceso público.

"Unos 60 compañeros, entre ellos rescatistas, bomberos voluntarios, docentes y profesores de educación física emprenderán primero la travesía por el denominado Camino de montaña (Cajón del Azul)", explicó en diálogo con Télam Julio Urien, presidente de la Fundación Interactiva para la Promoción de la Cultura del Agua (FIPCA), uno de los organizadores.

Al mismo tiempo, otro grupo, de más de 200 personas, intentarán llegar al lago a través del Camino de Tacuif, y en el trayecto, de varios días, también se acampará junto a la mansión del empresario, agregó Urien.

"En esta ocasión, vamos a ir con seis kayaks para intentar llegar a la isla que hay dentro del Lago Escondido", agregó durante una conferencia de prensa brindada junto a distintos espacios sociales, gremios y organizaciones políticas en la sede de la Federación Gráfica Bonaerense.

Urien explicó que van a intentar impedir su ingreso y recordó que en la edición anterior de la marcha "hubo forcejeos que terminaron en la caída al lago de dos compañeros".


"La nuestra es una iniciativa pacífica, organizada, pero con toda la determinación de llegar a nuestro objetivo. Sabemos que ellos también se están preparando, por eso hacemos cargo de la seguridad a la Policía provincial", agregó.

El padre Paco, en tanto, afirmó que "el Lago Escondido es de todas, de todos y de todes les argentines" y que "no puede ser que Joe Lewis lo tenga como una propiedad privada. Ya se fue (Mauricio) Macri, su amigo, que le daba el paraguas político, ahora no hay excusas para que el lago pueda ser de todos".

"Hoy el acceso al lago está cercado, además de las tranqueras, pusieron alambre de púas en todo el perímetro. Sabemos que es una lucha difícil, no nos van a recibir bien, con café con leche, pero también tenemos claro que hay que luchar contra lo que él hace porque van en contra de nuestro pueblo", señaló el sacerdote.

Por su parte, Héctor Amichetti, de la Federación Gráfica Bonaerense, aseguró que "esta no es una marcha más, es una iniciativa del pueblo organizado" y pidió tomar el ejemplo de este reclamo de soberanía y llevarlo a todos los espacios.

"Ocupemos las calles en función de recuperar lo que como pueblo nos merecemos", afirmó el dirigente.

A su turno, Julián Wald del Club Social y Deportivo El Campito, sostuvo que van a participar de esta iniciativa porque, como vecinos de la Villa 31 y del barrio Ejército de los Andes (Fuerte Apache) hace 20 y 30 años que están reclamando por sus tierras también.