15/12/2019 Israel

Brasil abri una oficina comercial en Jerusaln y ratific la intencin de mudar all su embajada

El diputado Eduardo Bolsonaro, hijo del mandatario, asistió a la inauguración de la oficina de la Agencia Brasileña de Promoción de Exportaciones e Inversiones (APEX), que no tiene estatus diplomático.

El gobierno de Brasil abrió este domingo una oficina de promoción comercial en Jerusalén y ratificó la intención de su presidente, Jair Bolsonaro, de mudar de Tel Aviv a esa ciudad su embajada en Israel, lo que implicará el polémico reconocimiento como capital del país.

El legislador afirmó que el gobierno de su padre tiene previsto designar al grupo chiíta libanés Hezbollah como organización terrorista y, aunque no dio plazo, aseguró que el traslado de la embajada a Jerusalén se efectuará antes de que termine el actual período presidencial en Brasil, según la agencia de noticias EFE.

Agregó que esperaba que la mudanza de la embajada pueda tener un “impacto regional” porque “lo que sucede en Brasil repercute en todo el continente”.



El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, dijo que la apertura de la oficina de la APEX en Jerusalén “es parte de lo acordado en este fortalecimiento de las relaciones entre Israel y Brasil, y del compromiso del presidente Bolsonaro de abrir una embajada en Jerusalén el año próximo”.

Netanyahu agradeció al jefe del Estado brasileño que apoye a Israel en organismos internacionales y subrayó el “increíble potencial de la cooperación entre ambos países”.

Hasta ahora solo Estados Unidos y Guatemala mudaron sus embajadas de Tel Aviv a Jerusalén, a la que reconocieron como capital de Israel pese que su zona oriental palestina está ocupada y anexada, según resolucione de la ONU.

En mayo de 2018 Paraguay trasladó su embajada a Jerusalén por orden del presidente saliente, Horacio Cartes, pero su sucesor, el actual mandatario Mario Abdo Benítez, revirtió la decisión apenas cuatro meses más tarde.

Mientras tanto, en Jerusalén funcionan además oficinas comerciales de Honduras y Hungría, ambas con estatus diplomático, y un consulado honorario de la República Checa.