07/08/2019

La hija de Steve Jobs es una de las atracciones de los Juegos

Eve Jobs, de 21 años, participa representando a los Estados Unidoss en equitación, tanto en forma individual como por equipos.


Eve Jobs, la menor de los cuatro hijos del fundador de Apple, es una de las deportistas más fotografiadas de los Juegos Panamericanos de Lima 2019.

La hija de Steve Jobs, el empresario y megamillonario que murió por un cáncer de páncreas en 2011, participa en equitación, representando a los Estados Unidos. En la primera jornada de competencia, el martes 6, fue sexta en en forma individual -montando su caballo, Venue D'Fees Des Hazalles- y primera en la de equipos.


La joven nació en California en 1998 -el mismo año en que Steve Jobs creaba el iMac- es una apasionada por la equitación, al igual que su amiga Jenniofer Gates, hija del otro gran magnate de la tecnología, Bill Gates.

Más allá de su afición al deporte, Eve Jobs hará un alto en su carrera porque su objetivo es graduarse en Stanford dentro de un año y medio. En esa universidad cursó Laurene Powell Jobs, madre de Eve, dueña de una fortuna estimada en más de 20.000 millones de dólares.