20/06/2019 Egipto

Acusan al presidente turco de mentir sobre la muerte de Mursi

La versión oficial egipcia atribuye su fallecimiento a un infarto, pero Erdogan reclamó una investigación internacional ya que, en su opinión, "Mursi no murió de forma natural, sino que fue asesinado".

Egipto consideró este jueves "una flagrante injerencia" en sus asuntos internos la afirmación del presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, de que la muerte del ex mandatario Mohamed Mursi se produjo a causa de un asesinato. Mursi, ex gobernante egipcio expulsado del poder en un golpe de Estado en 2013, murió el lunes durante una audiencia judicial. 


El Ministerio de Exteriores de Egipto, Sameh Shoukry, lamentó las "acusaciones infundadas" vertidas por Erdogan y aseguró que se enmarcan dentro de sus "flagrantes transgresiones y reiteradas e irresponsables declaraciones".

Shoukry sostuvo que la postura de Erdogan responde solo a sus "propósitos electorales" y apuntó que "confirman la realidad de sus alianzas con la Hermandad terroristas", en alusión a la organización que Egipto ilegalizó tras el derrocamiento de Mursi. 


Erdogan, sin embargo, insistió este jueves en su tesis de asesinato y subrayó que hará todo lo posible para que haya una investigación internacional, consignó la agencia de noticias Europa Press.