Espectáculos

25-05-2018 16:05 - salas

Retrospectiva del realizador Paulo Pécora en el teatro San Martín

La muestra comprende casi dos décadas de trabajo del realizador en diferentes formatos, tomando relevancia sus trabajos sobre el Delta.

Telam SE
25-05-2018 | 16:05

El realizador cinematográfico Paulo Pécora, que propone una mirada que integra lo onírico, lo experimental y las artes visuales junto a determinados desarrollos narrativos, será objeto de la retrospectiva Sueños y Mareas, que organizada por la Cinemateca Argentina se desarrollará en la Sala Lugones del Teatro San Martín.

Telam SE

La muestra, que arranca el próximo lunes 28 y finaliza el miércoles 30, incluye 14 cortometrajes, realizados por Pécora a lo largo de 20 años de carrera, y sus dos largometrajes, localizados en el universo del Delta del Paraná: “El sueño del perro” (2008) y “Marea baja” (2013).

Amante del formato Super 8 mm, con el que realizó la mayoría de sus cortometrajes, periodista y dueño de una carrera desarrollada por fuera de los cánones comerciales y los sistemas de fomento, los trabajos de Pécora recorrieron muestras y festivales como Mar del Plata, Locarno, Karlovy Vary, La Habana, Bafici, Beijing, Río de Janeiro, Sitges, Trieste y Toulouse, entre otros.

El mediometraje “Las amigas” (2013), y los cortos “¡Vale Barcelona!” (España, 2013); “Los fantasmas” (2012); “Hipnosis” (2014); “Siemprenunca” (2006); “MLA” ( 2017); “Numen”(2015); “8cho” (2006); “Mujer100cabezas” (2015); “Champaquí” (2011); “La Nube” (2011); “Áspero” (1999); y “Los espejos de Stern” (1999-2017), se podrán ver el primer día de la muestra a las 19.

Mientras que el martes 29 se proyectarán el corto “Una forma estúpida de decir adiós” (2004) y el largo “El sueño del perro” (2008); y el miércoles 30 será el turno de “Marea Baja” (2013), ambos días con funciones a las 16.30 y 19.

“Un largometraje demanda más gastos y tiempo de trabajo, es fundamental entenderse y encontrar un lenguaje común con técnicos y actores antes de llegar al rodaje; el corto, en cambio, es un trabajo mucho más artesanal e individual, que puedo abordar casi en soledad, sin rendir cuentas a nadie; me da más libertad de acción, me permite buscar, investigar y equivocarme sin dramas y adecuarme creativamente a imprevistos y obstáculos, haciéndolos parte del propio proceso”, destaca Pécora sobre diferencias entre uno y otro formato, en charla con esta agencia.

Télam: ¿Cómo definiría sus intereses cinematográficos y qué es lo que le interesa indagar al realizar un filme?
Paulo Pécora: Mi interés principal es seguir aprendiendo y formándome como cineasta en lo técnico, lo artístico y lo narrativo. Al pensar en una nueva película, sea corta o larga, siempre busco conocer y aprender algo nuevo, y estoy convencido de que ese aprendizaje no podría encontrarlo tanto en una película convencional, copiando fórmulas narrativas probadas de antemano una y mil veces, sino más bien en otro tipo de propuestas más experimentales, menos exploradas, donde uno se entrega al azar y lo imprevisto. En ese sentido, busco aplicar técnicas experimentales y elementos de algunos géneros a historias que se alejan de la lógica de lo real o crean una realidad paralela con la representación de estados mentales, sueños, recuerdos o pesadillas.


También te puede interesar