14/07/2017 vacaciones de invierno

Cartelera portea: cinco obras teatrales para nios

“A la luna”, “Tita, la planta maldita”, “Pipi, el niño perdido”, “El viejo príncipe” y “La vuelta al mundo en 80 días”, son algunas de las propuestas para los más chicos, en estas vacaciones.

“A la luna”

“A la luna”, obra protagonizada por la periodista Jimena Grandinetti, que combina teatro y cine de animación, se puede ver de martes a domingos, a las 17, en el teatro La Comedia, en Rodríguez Peña 1062, de Capital Federal. Responde a continuación Josse Nuñez, director de la obra:

Télam: ¿De qué se trata el espectáculo?
Josse Nuñez:
La obra trata de una niña que quiere ser astronauta. Transcurre a fines de los años 60 donde todo el mundo tenía su mirada puesta en el viaje a la luna.
Tara es el único personaje en vivo en la obra teatral, ella tiene una relación muy especial con su abuelo que vive en una granja. En la obra vemos que lo visita con más frecuencia y descubre de a poco el verdadero motivo por el cual el padre decide visitar más seguido a su abuelo. Este se está preparando para su último viaje y, a Tara, su ñieta, decide contárselo en secreto y le inventa un cuento del viaje que está por realizar en breve. El abuelo relata que está preparando un viaje a la luna y que entrena a unos gansos para que lo lleven. Con este cuento y sin que ella se de cuenta, la está preparando para su despedida, su último viaje. En una de sus visitas a la granja, la niña ve que su abuelo ya no está y que los gansos tampoco, por lo que ella cree que viajaron a la luna y decide hacerse de una manada propia de gansos y “A la luna”, “Tita, la planta maldita”, “Pipi, el niño perdido”, “El viejo príncipe” y “La vuelta al mundo en 80 días”, son algunas de las propuestas teatrales de la cartelera porteña para los más chicos, en estas vacaciones.
prepararlos para poder ir a visitar su abuelo. En la obra la actriz interactúa con dibujos animados y también se desdobla en otro personaje (en off) donde la escuchamos como narradora y adulta, mientras nos va llevando por la historia.


T: ¿Qué busca reflejar la obra? ¿Plantea alguna reflexión?
JN:
Busca que los chicos se diviertan, que valoren sus sueños y sientan las ganas de imaginar un mundo donde quieran vivir, como dice la protagonista al final de la obra.


T: Ante la variada cartelera porteña. ¿Cuál es la singularidad de esta propuesta?
JN:
En estas vacaciones lo artístico, en espectáculos infantiles, es muy variado. Hay obras llenas de luces y colores, pero sin contenido; y también de las otras, esas que disfrutamos grandes y chicos, que tienen unas buenas historias, excelentes actuaciones, producción de calidad visual con grandes vestuarios, escenografías y tecnología,  igual que “A la luna” y, además, con un mensaje.

“Tita, la planta maldita”

“Tita, la planta maldita” se podrá ver el sábado 15, domingo 16, miércoles 19, viernes 21, domingo 23, jueves 27, a las 15, en la sala Auditorio de Ciudad Cultural Konex. Contesta la directora, Paula Cancela:
Télam:
¿De qué se trata el espectáculo?
Paula Cancela: “Tita, la planta maldita” es la adaptación teatral del cuento original de Paula Fernández y Poly Bernatene. Es un espectáculo infantil que propone un acercamiento al universo de la naturaleza en su sentido más lúdico y paradójico. Pone en cuestión la supervivencia de las especies y sus relaciones, buscando derribar los prejuicios morales y los mitos valorativos.


T:¿Qué busca reflejar la obra? ¿Plantea alguna reflexión?
PC:
Tita, expone la intimidad de la vida natural desde el punto de vista de sus protagonistas, los animales y las plantas, y no desde la lente humana, como se nos tiene acostumbrados. Abarca, de esta manera, un relato que sienta sus bases sobre la idea de la diversidad en sus connotaciones más amplias. El lenguaje es inclusivo y con perspectiva de género. Se trata de evidenciar desde el texto, la pluralidad existente entre los protagonistas que cohabitan la trama. La amistad es tematizada teniendo en cuenta la integración de los diferentes personajes, apostando a la solidaridad como posibilidad primaria de relación, sin importar cuán distintos sean los unos de los otros. Sus intereses diferenciados finalmente concluyen en una causa común que pone de manifiesto la fuerza del trabajo en equipo, la aceptación del otro y la ayuda en su carácter altruista.


T: Ante la variada cartelera porteña. ¿Cuál es la singularidad de esta propuesta?
PC:
Además de ser un espectáculo teatral fusionado con elementos de la comedia musical, da lugar a la reflexión y al conocimiento de contenidos por medio de la diversión y la parodia; desde cómo se alimenta una planta carnívora hasta de qué manera funciona un hábitat salvaje. Consideramos el factor educativo como una herramienta esencial para el público infantil, debido a la pregnancia con la que éste recibe los estímulos del espectáculo.


“Pipi, el niño perdido”

La obra“Pipi, el niño perdido” sube a escena los domingos, a las 16.30, en el Chacarerean, en Nicaragua 5565, de Capital Federal. A continuación las respuestas de Matías Zarini, director de la pieza:

Télam: ¿De qué se trata el espectáculo?
Matías Zarini:
Cuenta la historia de Pedro, que recuerda las aventuras en la panadería de su abuelo. También se mezcla el recuerdo con sus años como alumno y es ahí donde aparece Maestra Hada, un singular personaje que acompañara a Pedro a revivir esos años donde lo importante siempre fue mantener la imaginación despierta.


T: ¿Qué busca reflejar la obra? ¿Plantea alguna reflexión?
MZ:
Nuestro deseo es transmitir al espectador la idea de que todos tenemos un País del Nunca Jamás. Ese es un lugar especial donde suceden tod“A la luna”, “Tita, la planta maldita”, “Pipi, el niño perdido”, “El viejo príncipe” y “La vuelta al mundo en 80 días”, son algunas de las propuestas teatrales de la cartelera porteña para los más chicos, en estas vacaciones.
as las aventuras que nos propongamos vivir. La obra intenta conservar el espíritu que alguna vez imaginó James M Barrie, el conflicto central de "Peter Pan" en relación a crecer o no crecer, pero además proponemos hacer una crítica, a través del humor, a las exigencias y pruebas constantes a las que estamos sometidos día a día tanto los adultos como los niños. Nuestro deseo es que una vez terminada la obra los espectadores salgan creyendo que la vida es una gran aventura y que depende de cada uno qué tipo de aventura quiere vivir y que en ese tránsito podemos encontrarnos con personas que nos ayuden a que las cosas sean más divertidas.


T: Ante la variada cartelera porteña ¿Cuál es la singularidad de esta propuesta?
MZ:
Somos una compañía pequeña e independiente y trabajamos hace muchos años haciendo espectáculos para toda la familia. Creemos fervientemente en que lo importante es contar historias donde los sentimientos estén a flor de piel. Basamos este y todos los espectáculos en los actores, quienes son los encargados de plasmar lo que se escribe. La música es un componente infaltable, así como un diseño escenográfico original que se transforma continuamente según las necesidades. Creemos que aquel que vea la obra pensará que, sin grandes artilugios, vio un espectáculo con excelentes actuaciones, música entrañable y una muy buena historia para guardar en la memoria.


“El viejo príncipe”

“El viejo príncipe”, de César Brie, se presenta los sábados, a las 17, y los domingos, a las 15, en la sala Santos 4040, en Santos Dumont 4040, de Capital Federal. Responde César Brie, director de la obra:

Télam: ¿De qué se trata el espectáculo?
César Brie:
El espectáculo es la historia de “El principito” adaptado a un geriátrico. Los planetas a los que llega el principito se vuelven las visitas que recibe el viejo en el hospital. El aviador es un enfermero. La rosa es el amor recordado y también es la muerte, el vehículo para regresar a su lugar de partida, que es el amor.


T. ¿Qué busca reflejar la obra? ¿Plantea alguna reflexión?
CB:
Habla de la amistad, del amor, la ética, la vejez y la muerte. Contado de en modo risueño, para adultos y niños. Para que todos se diviertan y conmuevan, para que luego puedan hablar y hacerse mutuas preguntas.


T: Ante la variada cartelera porteña. ¿Cuál es la singularidad de esta propuesta?
CB:
Lo singular o lo particular de “El viejo príncipe” es divertir y hacer reflexionar. La risa cura mejor a las personas si surge de la unión de la belleza con la verdad.


“La vuelta al mundo en 80 días”

“La vuelta al mundo en 80 días”, de la compañía de Fernan Cardama, tendrá funciones de martes a domingos, a las 16.30, en la sala Kabaret del Teatro Maipo, en Esmeralda 443, de Capital Federal. Contesta a continuación Fernán Cadama:

Télam: ¿De qué se trata el espectáculo?
Fernán Cadama:
Es una adaptación de “La vuelta al mundo en 80 días”, que está contada con juguetes antiguos. De la novela de Julio Verne hemos priorizado una línea de la historia que es la que tiene que ver con lo que le va pasando al protagonista a nivel humano a medida que va viajando. El interés por contar esta historia surgió a partir de nuestra propia experiencia al viajar por lugares muy diferentes del mundo gracias a nuestro trabajo.


T: ¿Qué busca reflejar la obra? ¿Plantea alguna reflexión?
FC:
Como comentamos recién, a nosotros nos interesó contar cómo el personaje principal, el Señor Fogg, va cambiando humanamente a medida que viaja. En una de las líneas de la novela dice que, al inicio, el Sr. Fogg no viajaba sino que simplemente trazaba una circunferencia alrededor de la tierra, ya que estaba animado por la idea de ganar la apuesta de dar la vuelta al mundo en 80 días. Pero en ese viaje le van sucediendo cosas que lentamente, sin perder el objetivo de la apuesta, y tal vez sin que él mismo lo note, van ablandando su corazón. Como te contábamos, tenemos una primera obra también realizada con Claudio Hochman, que se llama “Llegó el cartero!!” y que es una adaptación del cuento “Sucedidos 2”, de Eduardo Galeano. Con esa obra, estando radicados en España, viajamos mucho, desde Bulgaria, Rusia, Cuba, entre otros lugares. Nos pasó, por ejemplo, que antes de ir con el espectáculo a Bulgaria, para nosotros ese país era un nombre más entre tantos lugares del mundo, pero después de presentarnos allí y de compartir varios días de trabajo, emociones, alegrías y encuentros, para nosotros, Bulgaria, pasó a ser la casa de Gina y Víctor, de Ana y Antonaeta, el lugar donde conocimos a Tineke; ya no era sólo un nombre entre tantos otros. Los viajes nos transforman y no somos los mismos después de viajar. Eso es lo que le sucede al protagonista de la historia y es lo que queremos transmitir.


T: Ante la variada cartelera porteña. ¿Cuál es la singularidad de esta propuesta?
FC:
“La Vuelta al mundo...” va un poco a contramano del universo tecnológico actual. Es un espectáculo contado con juguetes antiguos, de lata, de madera, e intentamos con esos elementos contar una historia de modo un poco intimista. Es muy lindo ver cómo los niños que están acostumbrados a este mundo de pantallas y tecnología se quedan embelesados simplemente por el paso de un trencito, o viendo un barquito en una piscina. Por otro lado, es un espectáculo que pueden disfrutar los adultos también, por el estilo de relato que tiene. Nuestra formación se inicia en el conservatorio de Teatro de Avellaneda, sigue con estudios de clown y teatro de objetos en París con Philippe Genty, entre otros, y teatro de títeres. De la mixtura de esas experiencias y de nuestra vida tenemos un lenguaje propio, que es un teatro de objetos atravesado por estos otros lenguajes y creemos que eso nos posibilita esta propuesta diferente. Para más información ingrese al servicio de noticias