30/06/2017 Tlam Radio

El nuevo obispo castrense dijo estar "muy cerca de los derechos humanos y nunca de la vereda de enfrente"

"Vamos a ir fijándonos, yo estoy dispuesto y la Conferencia Episcopal también", sostuvo Santiago Olivera sobre la solicitud de abrir los archivos que le requirieron 80 organismos de DD.HH.

El obispo castrense Santiago Olivera, quien asumirá hoy sus funciones, dijo que "si hay que reconocer errores se hará", en relación con el accionar de la Iglesia Católica durante la última dictadura cívico-militar, y precisó que está "muy cerca de los derechos humanos y nunca de la vereda de enfrente" porque "el fin nunca justifica los medios".

 
El obispo castrense Santiago Olivera, en dialogo con Tlam Radio
 
Olivera formuló declaraciones a Télam Radio y se refirió a la carta que le dirigieron ayer más de ochenta organizaciones de derechos humanos donde le solicitaron que reabriera los archivos vinculados al terrorismo de Estado.

Durante la entrevista radial, realizada poco antes de la ceremonia de asunción que se realizará a las 11 en la Iglesia Stella Maris, ubicada en la calle Comodoro PY 1925 del barrio porteño de Retiro, el obispo anticipó que "Voy a colaborar para que se sepa la verdad".

El Sumo Pontífice le dijo que quiere "un pastor, un obispo presente que dialogue y que conduzca". "Estoy en comunicación absoluta con él, con su estilo, sus gestos, y lo tendré ciertamente muy presente", finalizó.
Para más información ingrese al servicio de noticias