23/02/2017 Espaa

El cuado del rey no ir por ahora a la crcel por corrupcin

Iñaki Urdangarin, cuñado de Felipe VI, recibió la libertad provisional tras ser condenado a 6 años y 3 meses de cárcel por el desvío de fondos públicos a una fundación que presidió.


Un tribunal de España decidió este jueves que Iñaki Urdangarin, cuñado del rey Felipe VI, podrá seguir en libertad provisional y mantener su actual residencia en Suiza, junto a su familia, hasta que quede firme su reciente condena a seis años y tres meses de prisión por un escandaloso caso de corrupción.

El esposo de la infanta Cristina, de 49 años, sólo tendrá que comparecer mensualmente a un juzgado de Ginebra, donde vive con su mujer e hijos, además de comunicar al tribunal que lo condenó cualquier desplazamiento fuera de la Unión Europea (UE) y cualquier cambio de residencia. 

Durante una audiencia, el fiscal anticorrupción Pedro Horrach había solicitado hoy para Urdangarin prisión provisional eludible bajo una fianza de 200.000 euros, pero la Audiencia de Palma de Mallorca, el tribunal que condenó a la ex estrella del handball, desestimó esta medida y decidió mantener su libertad provisional. 

Esto significa que el cuñado del rey Felipe VI podrá esperar en libertad la resolución de las apelaciones a la sentencia que lo condenó, un proceso que podría demorarse hasta un año. 

La situación es similar para Diego Torres, ex socio de Urdangarin en el Instituto Nóos, una entidad sin fines de lucro a través de la cual ambos desviaron millones de euros de fondos públicos. 

Condenado a ocho años y medio de prisión, la Audiencia decidió que Torres también quedará en libertad provisional sin fianza, con prohibición de salir de España, entrega de pasaporte y comparecencias en el juzgado más próximo a su domicilio el día 1 de cada mes. 

También deberá comunicar cualquier cambio de residencia, incluso temporal, informó la agencia de noticias DPA.

En su dictamen, la Audiencia dijo que tomó en cuenta que tanto Urdangarin como Torres "disponen de arraigo suficiente" en España, familiar, social y laboral, "especialmente" el esposo de la Infanta, "cuyas particulares circunstancias, sobradamente conocidas, nos eximen de su pormenorizado análisis". 

La sala también tuvo en cuenta la "conducta hasta el momento observada".

La decisión del tribunal de Baleares llega seis días después de la notificación de la sentencia del llamado "caso Nóos", uno de los mayores escándalos de corrupción de la historia reciente de España, que golpeó la imagen de la monarquía española. 

La infanta Cristina, de 51 años, fue absuelta de los dos delitos fiscales de los que estaba acusada. 

Para leer el cable de la noticia acceder a https://cablera.telam.com.ar/cable/466006