07/07/2015 dilogo de paz

Los pases garantes del proceso de paz piden con urgencia frenar la guerra en Colombia

Cuba y Noruega, países garantes del proceso de paz, y Venezuela y Chile como acompañantes, pidieron a las FARC y al gobierno de Juan Manuel Santos bajar la intensidad del conflicto de forma urgente y adoptar medidas para construir confianza para llegar a acuerdos.

"Hacemos un llamado a las partes al desescalamiento urgente del conflicto armado", reclamaron los garantes, en una declaración ante la prensa en La Habana, sede permanente del proceso de paz y donde el gobierno colombiano y la guerrilla celebran actualmente el ciclo 38 de sus conversaciones.

Los garantes pidieron "restringir al máximo las acciones de todo tipo que causan víctimas y sufrimiento en Colombia"

En un mensaje leído por el representante de Cuba, Rodolfo Benítez, y la de Noruega, Idun Aarak Tvedt, los garantes pidieron "restringir al máximo las acciones de todo tipo que causan víctimas y sufrimiento en Colombia".

Los garantes también defendieron un cese al fuego bilateral e indefinido, una demanda de la guerrilla a la cual el gobierno se opone al argumentar que tal tregua deberá adoptarse tras la firma de un tratado de paz o “bajo ciertas condiciones” que no detalló.

El llamamiento de Cuba, Noruega, Venezuela y Chile llega en medio de un tenso momento en el proceso de paz por el recrudecimiento del conflicto en Colombia después de que las FARC decidieran en mayo poner fin a la tregua unilateral que declararon con carácter indefinido en diciembre, tras una serie de ataques del Ejército a miembros de la guerrilla.

Además, la alerta de los garantes y acompañantes se produce apenas dos días después de que el jefe de los negociadores del gobierno, Humberto de la Calle, advirtiera en una entrevista de que el proceso de paz atraviesa actualmente su "peor momento" desde el inicio a finales de 2012.

La delegación de paz de las FARC justamente hoy reaccionó a las declaraciones de De la Calle, que calificaron de "agoreras", "desmesuradas" y con tono de "ultimátum" y las criticaron por considerar que debilitan la esperanza y credibilidad en el proceso.

"No queremos hoy darle espacio a las voces agoreras del fracaso de los diálogos, ni a la desmesura de las palabras de quienes teniendo en sus manos la sagrada responsabilidad de construir la paz, flaquean frente a las adversidades, usan tonos de ultimátum y amenazan con abandonar la búsqueda de la reconciliación", indicó la guerrilla.

En una declaración leída por Iván Márquez, alias de Luciano Marín Arango, las FARC insistieron en que desean "firmar la paz con este gobierno" pero para ello es preciso "retirar la enredadera jurídica atravesada en el camino". También recalcaron la necesidad de "cuidar este proceso como si fuera la niña de los ojos" y advirtieron de que la "paz de Colombia está reclamando a gritos sentido común".

En referencia al recrudecimiento del conflicto, la guerrilla reiteró que es responsabilidad de "aquellos que no supieron valorar el cese unilateral del fuego y desaprovecharon la situación propicia para convertirlo en bilateral y definitivo".

El gobierno y las FARC retomaron una nueva ronda de diálogo el viernes tras un receso de cinco días, y avanzan en la redacción de un nuevo acuerdo relacionado con las víctimas del conflicto.

Según una encuesta divulgada hoy, el 75 por ciento de los colombianos considera que las FARC y Santos no llegarán a un acuerdo, pese a los más de dos años y medio de negociación y los tres acuerdos parciales alcanzados en este tiempo.

El apoyo a la forma en la que Santos lleva el proceso también alcanzó su mínimo, ya que el 78 por ciento de los encuestados la desaprueban frente al 21 que lo considera correcto, de acuerdo al sondeo Pulso país, de la firma Datexco, publicada hoy en Colombia.

Quizás por ello, Santos impulsa hoy una nueva estrategia de comunicación con la que aspira a explicar los detalles del proceso de paz a la sociedad al inaugurar un ciclo de preguntas y respuestas con los ciudadanos a través de Twitter, informó un comunicado de la Presidencia.

En este encuentro virtual, Santos estará respondiendo por un lapso de una hora, junto a su equipo de comunicación las preguntas que le envíen a través de la etiqueta #DelaPazDicen y tras terminar la sesión, el mandatario presentará la web Mitos & Realidades, donde los usuarios encontrarán las preguntas y respuestas más frecuentes sobre las negociaciones.

Hoy, horas después del pedido de los países garantes, el mandatario volvió a referirse a los recientes ataques terroristas atribuidos a las FARC y dijo que “más vale” que la guerrilla “no siga por ese camino absurdo”.

Durante el aniversario de la Asociación Nacional de Usuarios Campesinos (Anuc), en Bogotá dijo que “Colombia tiene que darle la cara al campo" y señaló que eso se hará "con las FARC o sin las FARC”.

Agregó que es “mucho mejor” si se hace de la primera manera, pero agregó: “Si las FARC insisten en la violencia contra su propio pueblo, en atacar la infraestructura que da agua y luz a los campesinos y a los más humildes, son ellas las que pierden la oportunidad de hacer algo coherente con lo que siempre han dicho de palabra”.