26/06/2014 La Plata

El Senado posterg y pas a comisiones el proyecto de la polica comunal bonaerense

Con el acompañamiento de todas las bancadas, los legisladores del Frente para la Victoria propusieron enviar el proyecto para que sea debatido en las comisiones que le correspondan, entre ellas Seguridad, Presupuesto y Asuntos Constitucionales.

El Senado de la provincia de Buenos Aires reenvió a comisión el polémico proyecto de ley que crea la Policía Comunal en los distritos de más de 70.000 habitantes, con el objetivo de encontrar un acuerdo entre el oficialismo y el Frente Renovador para poder sancionar la norma.

Es que las diferencias entre los bloques del Frente para la Victoria y el Frente Renovador en torno a algunos puntos del proyecto y la paridad numérica entre ambas bancas tornaron imposible la sanción definitiva de la norma, que ya fue aprobada en Diputados.

Durante la sesión, el vicegobernador Gabriel Mariotto dijo que “en una de las sesiones de la Cámara de Senadores se puso en consideración el tema en general con la aprobación de 42 votos a favor y 4 en contra”.

“Esta ley fue abordada en Diputados y en general en el Senado. Pero la coyuntura y los tiempos nos ilustraron que falta maduración para llegar al objetivo de aprobarla”, explicó al justificar el pase a comisión del proyecto.

La iniciativa establece que será para los partidos de la provincia con más de 70.000 habitantes que adhieran a la norma, aunque también prevé que se incorporen los que tengan menos habitantes y justifiquen la necesidad de una policía propia, aunque requerirán de la autorización del Ejecutivo provincial.

La iniciativa establece que será para los partidos de la provincia con más de 70.000 habitantes que adhieran a la norma


Tras frustrase nuevamente el tratamiento en el Senado, el ministro de Seguridad bonaerense, Alejandro Granados, lamentó el hecho y agregó que “si sigue dando vueltas voy a mandar un nuevo proyecto de ley como el que mandé al principio que lamentablemente lo reformaron”.

“La propuesta mía en 2011 era la creación de una Policía Local que no tenga absolutamente nada que ver con la Policía de la Provincia de Buenos Aires, que trabaje en forma paralela e independiente a las órdenes del intendente municipal y que cada municipio debía solventarse sus propias fuerzas”, graficó.

Granados explicó que “después se fue logrando la buena voluntad del gobernador para que la fuerza sea financiada por la Provincia de Buenos Aires, con intervenciones en la parte educativa, que me pareció correcto”.

Sin embargo, el funcionario se quejó por algunas reformas que se introdujeron en Diputados, fundamentalmente la que prohíbe a los policías portar armas cuando no están de servicio.