21/04/2014 proyecto

Cortes: para el Gobierno, el Congreso es el mbito para dar el debate

El jefe de Gabinete aseguró que el proyecto de Ley sobre Convivencia en Espacios Públicos "no constituye una iniciativa del Ejecutivo", aunque entendió que el Parlamento es el lugar propicio "para el debate abierto, plural y democrático de este tipo de propuestas".

Cortes: para el Gobierno, el Congreso es el mbito para dar el debate

 
En este sentido, consideró que "no cabe duda que hay una demanda social, un hartazgo social por la interrupción del tránsito por núcleos reducidos de manifestantes que generan inconvenientes en el desenvolvimiento del tránsito", se indicó en un comunicado de prensa.

Y agregó, al hablar hoy en Casa de Gobierno, que "somos respetuosos de este tipo de iniciativas y el Congreso es el ámbito propicio para tratarlo, pero no es un proyecto que incumba directamente al Poder Ejecutivo".

La iniciativa propuesta para su debate en el Congreso Nacional contrasta con las críticas que realizan referentes opositores del PRO por los cortes registrados en distintas arterias del tránsito porteño, aunque la Ciudad que administra el espacio que lidera Mauricio Macri solo trató un paquete de normas de contingencia vial para la ciudad.

El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires aprobó durante octubre de 2012 un paquete de leyes y ordenanzas, que se encuentran publicadas en su página web y otras que fueron incorporados a la Ley 2148-Código de tránsito y transporte de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Al respecto, se tipifican una serie de actividades que utilizan y obstaculizan el espacio público, como actividades deportivas o actos políticos, para las que se deben obtener los permisos correspondientes pero que dejan totalmente fuera de la discusión y de las ordenanzas el tema de las manifestaciones o protestas sociales.

El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires también aprobó la incorporación en el Código de Tránsito y Transporte de un Plan de Contingencia Vial.

Sin embargo, rige para interrupciones totales o parciales que se den en forma predeterminada y que, por razones constructivas debidamente justificadas, se debiera desviar el tránsito. Asimismo, tan sólo se limitó a establecer una serie de puntos neurálgicos que registran cortes frecuentes y atribuyó a la Autoridad de Aplicación del Código de Tránsito y Transporte para desarrollar distintos planes de contingencia vial en esos sitios.

Es por ello que Capitanich insistió con que el Congreso de la Nación "es el espacio para el debate abierto, plural y democrático de este tipo de iniciativas" y sostuvo que se trata de un tema "extremadamente complejo".