Política |

democratización de la Justicia

El oficialismo busca aprobar en Diputados la reforma del Consejo de la Magistratura

La Cámara baja protagonizaba un fuerte debate con acusaciones entre el oficialismo y la oposición por la reforma del Consejo de la Magistratura, que establecerá la elección de sus integrantes por el voto popular y cuya aprobación se aguarda para las primeras horas de la madrugada. 

Telam SE
24-04-2013 | 22:38

La intención de los diputados del oficialismo es concluir mañana con la aprobación de la reforma del organismo colegiado, encargado de designar y remover o suspender magistrados, para que pueda ser girado en segunda revisión al Senado, ya que el dictamen tuvo modificaciones, para así convertir en ley los proyectos de regulación de cautelares y de creación de tres cámaras de casación.

El presidente del bloque oficialista, Agustín Rossi, se mostró confiado esta noche en alcanzar los 129 votos para votar el proyecto del Consejo de la Magistratura, donde se requieren una mayoría absoluta porque se trata de una modificación de una ley derivada de la reforma constitucional de 1994.

La sesión especial se desarrolló en un marco de acusaciones cruzadas entre el Frente para la Victoria y la oposición, que planteó que este proyecto politizará la justicia, y tuvo momentos de tensión a partir de la denuncia de Elisa Carrió acerca de un supuesto pacto entre la presidenta Cristina y el titular de la Corte, Ricardo Lorenzetti.

Esta acusación de Carrió, también alcanzó a todos sus pares, incluidos los de su propia bancada.

La inminencia de las elecciones estuvo presente en todo el debate  ya que se trata de un  proyecto que incorpora la votación popular de los miembros de un cuerpo colegiado que se elegía entre los representantes de cada sector que compone ese organismo, y que deberá pasar en los comicios de octubre por la mirada ciudadana.

De hecho, las reformas incorporadas a pedido de los camaristas de mantener en órbita de la Corte Suprema el manejo del personal y administrativo del Poder Judicial,  no cambió el eje central de la propuesta que es la votación directa de los seis académicos, tres jueces y tres letrados; la designación de jueces subrogantes, los concursos previos para designar magistrados, y la reformulación de las mayorías.

Los contrapuntos entre el oficialismo y la oposición comenzaron ya antes de que el cuerpo entrara de lleno en el debate de las iniciativas, cuando la diputada Elisa Carrió, de la Coalición Cívica, planteó una cuestión de privilegio contra Diana Conti por considerar que como presidenta de la Comisión de Asuntos Constitucionales había "impedido" el debate.

Las afirmaciones de Carrió fueron respondidas en el recinto por la propia Conti, quien sostuvo que los doce invitados que ayer expusieron sus opiniones sobre la reforma judicial en el plenario de comisiones fueron convocados por pedido de la oposición y le anticipó a Carrió que su planteo quedará "cajoneado" en la Comisión de Asuntos Constitucionales.

La Presidenta de comisión de Asuntos Constitucionales, Diana Conti, dijo que esperaba "que la participación popular logre los deseados frutos de democratizar un Poder Judicial que no ha logrado trasvasar ese ímpetu que marcó la renovación de la Corte Suprema al resto de los integrantes del Poder Judicial".

En tanto, los cuestionamientos de la oposición al proyecto de reforma del Consejo de la Magistratura quedaron expresados por los radicales Oscar Aguad, Ricardo Alfonsín, y Mario Negri, Margarita Stolbizer del GEN, Federico Pinedo del PRO, Elisa Carrió de la Coalición Cívica y el peronista federal Eduardo Amadeo.

Uno de los planteos de la oposición fue que la elección popular es inconstitucional y politizará la justicia, lo que fue replicado por el diputado Carlos "Cuto" Moreno, quien brindó claros ejemplos de miembros del Consejo de la Magistratura con una reconocida actividad partidaria.

En ese sentido, Moreno sostuvo que “todos los jueces hacen política” y contradijo así el discurso de quienes dicen que el sistema actual garantiza una separación entre la política y el Poder Judicial.

Para explicar su afirmación, el legislador kirchnerista remarcó que “todos sabemos que (Daniel) Ostropolsky”, integrante del Consejo de la Magistratura, “es un militante del radicalismo” y que Alejandro Fargosi, otro consejero, “es militante del PRO”.

También resaltó el origen “radical” del juez y miembro del Consejo de la Magistratura, Ricardo Recondo, sobre quien se preguntó: “¿Alguien tiene en claro que no es opositor? ¿Alguien tiene en claro que no es radical?”.

Uno de los primeros opositores en hablar fue el radical Oscar Aguad, quien  aseguró que la reforma del Consejo de la Magistratura "es anticonstitucional porque colisiona con el artículo 114 de la Constitución" y "somete a los jueces a tener una camiseta partidaria".

Por otro lado, en el marco de su exposición en el recinto, el diputado radical salió al cruce de declaraciones a la prensa formuladas por el jefe de la bancada oficialista, Agustín Rossi: "Nos agravia diciendo que le tenemos miedo al pueblo; no lo vi con el pueblo el jueves pasado, porque al pueblo al que no le tienen miedo ellos es al que viene con micros, choripanes, dádivas", expresó.

En tanto, la diputada Margarita Stolbizer, entre sus objeciones a la iniciativa del oficialismo, cargó contra la equiparación de los requisitos para formar parte del Consejo de la Magistratura con los requeridos para ser diputado nacional: "Estamos renunciando al requisito de la idoneidad", sostuvo.

Pero el momento de mayor tensión fue cuando Carrió repitió su teoría de un pacto "espurio" entre Cristina y el presidente de la Corte, Ricardo Lorenzetti, donde arremetió contra oficialistas y opositores sin distinción, e incluyó a miembros de su propia agrupación política.

Por su parte, el presidente del bloque Socialista de la Cámara de Diputados, Juan Carlos Zabalza, expuso los fundamentos del voto negativo del interbloque del Frente Amplio Progresista (FAP) al proyecto de modificación del Consejo de la Magistratura, al afirmar que "lo partidiza y se aparta de la Constitución Nacional".

En tanto, el presidente del bloque del PRO, Federico Pinedo afirmó que el proyecto que establece el voto popular para elegir los jueces, académicos, y letrados del Consejo de la Magistratura "es una agresión violenta de la Constitución y a los derechos humanos de cada uno".

Intenso debate en Diputados sobre los proyectos de reforma judicial.

VER VIDEO

También te puede interesar