03/10/2019 fallo

"La Justicia me defraud y con este fallo volvi a matar a Diego", dice la mam del modelo asesinado

La madre de Diego Rodríguez, el modelo asesinado de un balazo en la cabeza durante un robo hace nueve años en el barrio porteño de Liniers, aseguró hoy que la Justicia la volvió a "defraudar" luego de que la Cámara de Casación Penal rechazara una apelación presentada para revisar la condena a 6 años de prisión acordada en un juicio abreviado para uno de los asesinos de su hijo.



"Siento que la justicia me defraudó nuevamente, que han vulnerado derechos constitucionales e internacionales, no me permiten llegar a un juicio oral y público donde se debe debatir y dirimir una condena justa, y no este acuerdo que sostienen sin fundamentos por un homicidio que beneficia al asesino", dijo a Télam, Matilde Sarubbi, la mamá de Rodríguez.

"A mí no se me dio la posibilidad como víctima querellante. Me siento muy mal y ya interpusimos un recurso extraordinario ante la Corte Suprema de Justicia y estamos esperando que esta vez sí se nos dé la posibilidad de revisar y anular este fallo que volvió a matar a Diego", agregó.

Por último, Sarubbi afirmó que siente "desidia e impunidad" y que "no hay justicia en este país".

En julio pasado, a días de que se iniciara el debate oral y sin notificar a la familia de la víctima, la fiscal Patricia Quirno Costa acordó una pena de 6 años de cárcel con la defensa de Edgar Romero Ruiz Díaz (26), el acusado del crimen de Rodríguez, en un juicio abreviado que fue homologado por el Tribunal Oral de Menores 3, integrado por los jueces Sergio Real, Gustavo González Ferrari y Fernando Pisano.

Al enterarse del fallo, la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, se comprometió a ayudar desde lo legal a la familia Rodríguez.

Tras ello, a la querella representada por el abogado Mariano Facciutto, se sumó el letrado Fernando Soto, y ambos presentaron en agosto pasado el recurso ante Casación para que se revise el fallo del TOM 3, pero ahora los jueces Jorge Rimondi, Horacio Días y Alberto Huarte Petit lo declararon "inadmisible".

Rodríguez (28), quien era la cara de la ropa interior masculina Dufour y hacía campañas para otras marcas, fue asesinado la noche del 4 de octubre de 2010, cuando se dirigía en su camioneta Ford EcoSport a buscar a su novia a la casa de sus padres, situada en pasaje El Chacho 680, de Liniers.

Cuando esperaba estacionado a su novia, dos delincuentes que bajaron de un Fiat Palio robado, lo amenazaron con armas, le sacaron la billetera y, cuando le pidieron la entrega de la camioneta, le efectuaron un disparo en la cabeza, a raíz del cual murió horas más tarde en el Hospital Santojanni.