22/08/2019 Copa Libertadores

River venci a Cerro en la ida de cuartos de final

El "Millonario" venció por 2-0, de local, al conjunto paraguayo. Ignacio Fernández y Rafael Santos Borré marcaron los goles del encuentro, ambos de penal.



El vigente campeón de la Copa Libertadores, River Plate, superó esta noche a Cerro Porteño, de Paraguay, por 2 a 0 como local, en la ida de cuartos de final, resultado que deja con altísimas probabilidades la disputa de un nuevo Superclásico con Boca en la instancia siguiente.

El equipo de Marcelo Gallardo se impuso con nitidez en un partido que no estuvo exento de polémica, pues se destrabó a los 7 minutos con un penal de Ignacio Fernández sancionado por VAR.

Por la misma vía de los doce pasos, a los 19 del segundo, el colombiano Rafael Santos Borré cerró la cuenta y le dio a River una apreciable ventaja con vistas a la revancha del jueves próximo a las 19.15 en el estadio La Nueva Olla de Asunción.

El 2 a 0 en el Monumental y la goleada conseguida anoche por Boca (3-0) en la altura de Quito ante Liga Deportiva Universitaria hace suponer que, salvo milagros deportivos, volverán a enfrentarse después de la histórica serie final que consagró a River en Madrid el 9 de diciembre del año pasado.

Desde temprano River tomó ventaja en el partido favorecido por una polémica decisión de Víctor Carrillo a instancias del VAR. Corrían tres minutos cuando el peruano fue alertado desde la cabina por una supuesta infracción del argentino Joaquín Larrivey sobre Nicolás De la Cruz en la disputa de una pelota suelta en el área.

El uruguayo cayó aparatosamente en el área, el árbitro fue a revisar la jugada a la pantalla ubicada al costado del campo de juego y tras examinarla unos minutos sancionó el penal que provocó el estallido del público local.

"Nacho" Fernández, con una ejecución alta y certera al costado izquierdo de Juan Pablo Carrizo, desniveló el marcador y le dio a su equipo la tranquilidad de encarar el juego sin la presión que supone romper el cero con el reloj avanzado.

River capitalizó anímicamente el buen inicio de partido e intentó arrollar a un rival que tardó hasta los 20 minutos en terminar de acomodarse sobre el campo de juego.

La verticalidad de De la Cruz, combinada con el buen trabajo del colombiano Rafael Santos Borré como pivote y la lucidez de Matías Suárez en los metros finales, fueron aspectos destacados del equipo de Marcelo Gallardo.