19/08/2019 Paraguay

La oposicin insiste en el juicio poltico y el oficialismo espera renuncias para blindar a Abdo

El principal partido opositor de Paraguay volvió a pedir hoy al Congreso que trate el pedido de juicio político al presidente Mario Abdo Benítez y al vicepresidente Hugo Velázquez, mientras un sector del oficialismo espera remociones de funcionarios y otras “señales claras” para dejar definitivamente sin quórum aquella iniciativa, informó la prensa local.

 


El bloque de diputados del Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA) reclamó en conferencia de prensa al presidente de la cámara baja, Pedro Alliana, que convoque para este miércoles a una sesión extraordinaria para tratar el pedido de juicio político.

“Ya es un proceso largo el pedido de juicio político y ya realmente hace que en Paraguay se estén paralizando muchas de las actividades”, afirmó el diputado liberal Celso Kennedy, según publicó el diario asunceño ABC Color.

El pedido de juicio político se originó a fines de julio pasado, a raíz del escándalo causado por la revelación de un acuerdo secreto con Brasil para la compra de energía a la represa binacional Itaipú.

En principio, esa iniciativa iba a tener la mayoría de dos tercios requerida por la Constitución, pues contaba con la adhesión de los legisladores de Honor Colorado, la fracción del Partido Colorado gobernante que responde al ex presidente Horacio Cartes.

Sin embargo, Honor Colorado retiró su apoyo una vez que Paraguay y Brasil firmaran la anulación del acuerdo secreto y Abdo Benítez pidiera públicas disculpas por el episodio, por el cual despidió a varios altos funcionarios, incluido el canciller Luis Castiglioni, y el proyecto de juicio político quedó sin quórum.

No obstante, el diario Última Hora afirmó hoy que, “para sepultar el juicio político”, Honor Colorado “está aguardando” que Abdo Benítez “dé señales claras para reencauzar y recuperar la institucionalidad del país”.

De acuerdo con el periódico, las condiciones del sector de Cartes incluyen el reemplazo de tres senadores -dos oficialistas y un liberal- por sus sucesores electos y el de varios ministros del gabinete de Abdo Benítez, entre ellos los del Interior, Juan Villamayor, y de Hacienda, Benigno López.

Como consecuencia de los contactos con Honor Colorado, el mandatario relevó hoy al presidente y a dos consejeros del Instituto de Previsión Social (IPS), cuestionados por una licitación que fue suspendida tras un escándalo.

Mientras tanto, 57,9% de los paraguayos cree que Cartes sigue ejerciendo el poder político y 70% calificó como mala o muy mala la gestión de Abdo Benítez, según un sondeo de la firma CIES publicado para Última Hora, las televisoras Noticias Paraguay y Telefuturo, y la radio Monumental.

En otra parte de esa encuesta, adelantada ayer, solo 29,5% afirmó que cree que Abdo Benítez llegará al final del actual período de gobierno, en 2023, mientras 53,9% opinó que no podrá hacerlo.

“Los que formulan ese tipo de opiniones son los opositores, que están muy irritados porque el coloradismo se une; con ese cuento de que fulanito manda más que el otro, lo que quieren es deprimr el proceso de entendimiento”, replicó el ex presidente Nicanor Duarte Frutos.