11/07/2019 misin

El montaista cordobs rescatado en el Everest planea subir al monte ms alto de la Antrtida

Ricardo Birn se hizo famoso en mayo cuando los medios argentinos mostraron el video de su rescate en helicóptero. Ahora se prepara para ascender al Vinson, de 4.897.



El montañista cordobés Ricardo Birn, quien se hizo famoso en mayo último cuando los medios argentinos mostraron el video de su rescate en helicóptero desde el monte Everest, ya comenzó a preparar su próxima misión: el Vinson, que con 4.897 metros es la montaña más alta de la Antártida.

"Fue una decisión de vida o muerte", dijo hoy a Télam Ricardo Birn, al recordar el momento en el que estaba a solo tres horas de la cima del Everest pero prefirió regresar porque estaba "muy débil y tosía con sangre".

Ves la cumbre y querés estar ahí, querés ver todo desde ahí. No tiene mucha más explicación


"No llegar a la cima es una de las posibilidades", reflexionó el montañista, que fue rescatado el 22 de mayo pasado durante la misma semana en la que 11 personas murieron tratando de hacer cumbre en el monte Everest, que tiene 8.848 metros de altura.

En el video que los medios argentinos reprodujeron se ve a Birn colgado de un helicóptero con una cuerda, así bajó de la montaña: tenía neumonía, una infección y líquido en los pulmones. Cuando llegó al hospital de Katmandú, capital de Nepal, pidió con desesperación que le dieran calmantes porque sentía "mucho dolor", comentó.

Una semana después de su llegada al hospital, los médicos operaron a Birn para drenar sus pulmones.

Entre las semanas de travesía en la montaña y la convalecencia en el hospital, el montañista perdió más de 15 kilos, que recuperó tras su regreso a Córdoba "a base de facturas", aunque todavía se lamenta porque le falta masa muscular y se agita al correr.

Birn (51) es profesor de educación física, está casado y tiene tres hijos. Su amor por la montaña nació hace 13 años, cuando hizo una travesía turística al lugar de la cordillera de los Andes donde se estrelló el avión que llevaba a los rugbiers uruguayos a Chile, en 1972, y cuya historia inspiró la película "¡Viven!".