27/06/2019 entrevista

Michael Brauer asegura que para l "sera un gran desafo" trabajar con msicos argentinos

El legendario ingeniero de sonido, que se encuentra en Buenos Aires para brindar una masterclass, destacó en diálogo con Télam el trabajo de músicos y productores locales.

Michael Brauer, el ingeniero de sonido conocido por su labor con Paul McCartney, The Rolling Stones, Bob Dylan y Coldplay, con quienes ganó varios premios Grammy, manifestó su deseo de trabajar con artistas argentinos al considerar que sería “un gran desafío” en su larga trayectoria.

“Me gustaría focalizar en Latinoamérica. Hay muchos músicos y productores top, como Tweety González. Me gustaría mezclar a los mejores músicos de acá. Sería excitante y un gran desafío para mí. Estoy aquí por dos razones: para compartir mis conocimiento pero también porque estoy buscando nuevos logros, sino me aburro”, dijo en una entrevista con Télam.

En su estadía en Buenos Aires, donde dará una masterclass desde el vienes al domingo, Brauer aprovechó para asistir a un show de la banda La Bomba de Tiempo y manifestó su admiración por Soda Stereo e Illia Kuriaky and The Valderramas.

“La Bomba de Tiempo me voló la cabeza. Es un sonido único que nunca escuché. Es tan musical y sus directores estan tan conectados con los músicos. Eso de manejarse con señas me hizo acordar mucho a James Brown, que marcaba a la banda cuando iba el puente o cuántas veces repetían una estrofa”, se entusiasmó.

Brauer también explicó los objetivos que persigue al encarar masterclass como el que ofrecerá en un ciclo organizado por el productor local Martín Kano, que ya contó con la visita de Geoff Emerick, recordado ingeniero de sonido de Los Beatles,, y de Sylvia Massy, productora de Red Hot Chili Peppers, Tool y System of a Down.

“Lo primero que hago es evitar temas técnicos porque esto es música. Ninguna cuestión técnica significa nada si no hay un alma atrás. Así que focalizo en la importancia de entender el sentimiento real de la canción y mantener tu expresión individual en la mezcla. Balancear el sonido no es importante si no hay un sentimiento real en la mezcla. Cuando hacés una mezcla, se trata de rescatar ese sentimiento, no como una repetición de lo que hizo el otro, sino desde la interpretación de uno como ingeniero”, explicó.

Télam: ¿Habla con los artistas acerca de lo que busca transmitir cuando mezcla una canción?
Michael Brauer: Suelo hacerle preguntas. Yo escucho las letras pero les pido que me cuenten la historia de esa canción. Hay artistas como Chris Martin, de Coldplay, que dice: “Son sólo palabras”. No está muy interesado en compartirlo, pero otros sí hablan de eso. Sin embargo, en los últimos años no muchos artistas están presentes en las mezclas. Antes sí estaban, pero eso ahora cambió mucho. Digamos que sólo un diez por ciento se involucra en esa parte del proceso.

T: ¿Qué otros cambios nota desde sus inicios en los años '70?
MB: No son muchas cosas las que cambiaron de fondo aunque las innovaciones tecnológicas sean permanentes. Cuando empezó había sólo cintas pero también había 16 canales, luego fueron 24 y luego se podían unir otros 24. También recuerdo el paso a lo digital, la aparición de los pro-tools, los cambios en las consolas. En ese sentido, los cambios no son como una curva leve ascendente, sino algo empinado, pero a mí no me importa mucho en la medida que suene y se sienta bien.

T: ¿Cuál cree que es su marca registrada como ingeniero de mezcla?
MB: Creo que mi marca registrada es la falta de marca registrada. Trato de ser lo más invisible posible. Me gusta que se escuche la canción y se escuche bien. A veces voy en el auto con mi hijo, suena una canción en la radio y él reconoce que fue mezclada por mí porque dice que se siente bien. ¡Eso es muy bueno!