09/05/2019 panorama

Comprar libros en tiempos de crisis: qu y cmo buscan los lectores en la feria

En un año marcado por la recesión económica, la Feria del Libro de Buenos Aires funciona como termómetro del sector editorial. Descuentos, interés en saldos, lectores que eligen un ejemplar solo.


En un año marcado por la recesión económica, la Feria del Libro de Buenos Aires funciona como termómetro del sector editorial: compradores que preguntan por descuentos, mesas de saldo que concitan más interés que las novedades, lectores moderados en el consumo que eligen un ejemplar en vez de varios y stands que apuestan por la difusión más que por la rentabilidad.

Algunas de las políticas que aplica la Fundación el Libro junto a los stands de La Rural para hacer frente a la caída de ventas son ahorros que llegan hasta el 40 por ciento con bancos como el Provincia, promociones por la compra de más de un libro, vales de descuento con las entradas y rebajas generales en efectivo y también a docentes, bibliotecarios, jubilados y alumnos, además de cuotas sin interés.

Para los bolsillos que buscan oportunidades, lo mejor es acercarse a las mesas de saldo o de ciertas editoriales que se caracterizan por precios accesibles -como Urano o Losada-, donde hay combos promocionales que van desde literatura universal, gastronomía, filosofía hasta infantiles, pero sin novedades.