11/02/2019 Cosqun Rock

Lejos de la lluvia, 55.000 personas disfrutaron de una genuina comunin musical

Ciro y Los Persas y Don Osvaldo fueron dos de las bandas más convocantes en la última jornada de la 19a edición del festival Cosquín Rock, que tuvo anoche un cierre de lujo de la mano los españoles de Ska-P y presentaciones de Eruca Sativa y Attaque 77.


"Abran la tranquera que se vienen las mujeres", enarboló la cantante folclórica Bruja Salguero sobre el escenario principal del segundo y último día de Cosquín Rock y la respuesta fue inmediata, todos aplaudieron.

Una semana antes de que la riojana estuviese levantando la bandera de la igualdad de género en uno de los espacios centrales del encuentro rockero más federal del país, había participado del Cosquín Folclore y había invitado al trío Eruca Sativa a cantar con ella.

En este segundo encuentro, esta vez en territorio rockero, la voz de la folclorista en la canción "Amor ausente", del trío que integran Lula Bertoldi, Brenda Martin y Gabriel Pedernera, selló nuevamente la perfecta convivencia entre géneros que a primera escucha parecían contradictorios.

El trío que viene pisando fuerte en los distintos festivales y defiende la igualdad de género sobre y bajo el escenario, regaló una lista de temas a la que no le faltó potencia ni mensaje y en la que recorrió canciones como "Latinoamericana" o "Tarará" con la cantante cordobesa Kris Alaniz y "Para que sigamos siendo", entre una decena de composiciones.

Con una jornada alejada de la lluvia, aunque nuevamente los pronósticos vaticinaban lo peor, el festival cautivó más de 50.000 almas que estuvieron desde el principio caminando al sol sus remeras de Mano Negra, Los Piojos, Linkin Park, Rolling Stones, Sumó, La Renga y un millar de bandas más.

Eso es el Cosquín Rock, un espacio en el que la música hace es denominador común en una marea de idiosincrasias que cohabitan en sintonía, cuerpos que tal vez nunca hubieran compartido un mismo sitio.
etiquetas