21/01/2019 Centroamrica

Una ONG advierte que los migrantes no buscan el sueo americano, sino que huyen de la pesadilla

La organización humanitaria Save the Children advirtió este lunes que los centroamericanos huyen de la "pesadilla" de pobreza, violencia y falta de oportunidades que sufren en sus países.


El director de Cooperación Internacional y Ayuda Humanitaria de Save the Children, David del Campo, advirtió este lunes que el fenómeno de las caravanas migratorias que en los últimos meses partieron desde los países centroamericanos con destino a Estados Unidos "es solo la punta del iceberg", ya que estas personas representan "al 5 o el 10 por ciento del movimiento real" de quienes tratan de llegar a este país. 

Esto seguirá sucediendo "mientras siga sin haber opciones legales que les permitan buscar un futuro mejor en Estados Unidos sin necesidad de poner en juego sus vidas", sostuvo David del Campo a la agencia de noticias Europa Press. El hecho de que ahora vayan en grupos numerosos "les da más visibilidad" y también los hace "sentirse más seguros", pero lo cierto es que la mayoría de quienes tratan de llegar a Estados Unidos lo hacen "por rutas que no se ven y que manejan las mafias", resaltó Del Campo.



Para unos y para otros, en cualquier caso, "la única forma de pasar la frontera es recurriendo a los coyotes y los grupos organizados", con quienes adquieren deudas que luego deberán devolver una vez en Estados Unidos, donde trabajarán de forma ilegal y en muchos casos realizando tareas relacionadas con la droga y la delincuencia, denunció el responsable de Save the Children.

Los planes del presidente estadounidense, Donald Trump, de construir un muro en la frontera con México han hecho pensar a la gente que más adelante "será más difícil pasar" y que "esta es la última oportunidad", pese a que para Del Campo tal iniciativa será "ineficaz". Pero el hecho de que se hable del muro está impidiendo que se ponga el foco en lo que de verdad los empuja a abandonar sus países, "que no es lo que sueñan encontrar en Estados Unidos sino la pesadilla en la que viven".