05/01/2019 sistema penitenciario

El arresto domiciliario redujo a la mitad la cantidad de mujeres con hijos viviendo "tras las rejas"

Lo determina un informe de la Procuración Penitenciaria de la Nación (PPN) que muestra el impacto que tuvo el beneficio en las cárceles federales entre 2012 y 2016.

Por Cecilia Aldini


La posibilidad de acceder al arresto domiciliario redujo en casi la mitad, de 57 a 31, el total de mujeres con hijos viviendo "detrás de rejas", según un informe de la Procuración Penitenciaria de la Nación (PPN) que muestra el impacto que tuvo el beneficio en las cárceles federales entre 2012 y 2016.

De todas maneras, el beneficio demostró que no es suficiente "volver a casa" si no están dadas las condiciones sociales mínimas para reconstruir el vínculo familiar, coincidieron especialistas y funcionarios.

Esa reducción de 57 a 31 mujeres viviendo en las cárceles del Sistema Penitenciario Federal (SPF) con sus hijos menores de cinco años se registró entre 2012 y 2016, y a partir de este año esa cifra volvió a aumentar por "el crecimiento de la población privada de la libertad".

"Podemos atribuir esa baja entre 2012 y 2016 a que las mujeres que viven con hijos en cárceles pudieron solicitar el arresto domiciliario", dijo a Télam Mariana Lauro, jefa de Colectivos Vulnerables en Prisión de la PPN.