08/12/2018 elecciones 2019

Rossi, Scioli y Sol, los aspirantes a la Rosada detrs de Cristina Fernndez de Kirchner

Agustín Rossi, Daniel Scioli y Felipe Solá son por ahora los aspirantes a la candidatura a presidente por un frente amplio opositor, en el caso de que la senadora y ex mandataria Cristina Fernández no se postule.


Los diputados nacionales Agustín Rossi, Daniel Scioli y Felipe Solá son por ahora los aspirantes a la candidatura a presidente en 2019 por un frente amplio opositor en el caso de que la senadora y ex mandataria Cristina Fernández no sea la postulante de ese espacio, a pesar de que la mayoría de las encuestas indican que tiene una alta intención de votos.

Cristina Kirchner 2019 es el sueño de los kirchneristas y el lema de una parte del peronismo partidario y sindical, ante los altos niveles de aceptación que mantiene la ex presidente, especialmente en el conurbano bonaerense, aunque la imagen negativa en todo el país sumado a las causas judiciales por presunta corrupción hacen pensar a los estrategos electorales en un plan B.

A pesar de que existe el temor de que en la Argentina ocurra algo similar al caso de Luis Inazio "Lula" da Silva, en Brasil, que terminó preso o de que Cristina Fernández no logre superar su propio techo en los sondeos ante un posible balotaje con el presidente Mauricio Macri, desde el Instituto Patria señalaron a Télam que “todavía no hay nombres como posibles candidatos en reemplazo de nuestra natural candidata”, en referencia a la senadora por Unidad Ciudadana.

Tiempo atrás, desde la mesa chica de los K, habían afirmado que “el único que tiene el visto bueno para recorrer todo el país es Agustín (Rossi), y Axel (Kicillof), en la provincia de Buenos Aires”, premisas que se mantienen todavía, a meses de que inicie el calendario electoral oficial.

En una de sus giras por las ciudades y previo a su lanzamiento el próximo sábado 15 en Rosario, el diputado santafesino participó de un acto en Tres Arroyos, en el que afirmó: “Tenemos que construir una alternativa que nos permita recuperar la soberanía y con ella, el trabajo y la justicia social para el pueblo argentino”.

A Rossi se le sumó el candidato a presidente por el Frente para la Victoria en 2015, Daniel Scioli, que resultó elegido diputado nacional por Unidad Ciudadana en 2017, y continúa dentro del espacio que lidera la ex presidenta, lo que destacan muchos kirchneristas.

Con el impulso de la campaña de 2015, Scioli se propuso como “el hombre de la unidad del peronismo y que puede tender puentes entre los sectores”.

Además, señaló: “No seré indiferente en las próximas elecciones” presidenciales de 2019, “porque sé lo que la gente quiere y lo que no”.

"Tengo encuentros a lo largo y a lo ancho del país, yo estoy en peronismo que representa a los trabajadores, un peronismo de capitalismo responsable", se autodefinió el legislador.

Por ahora, Scioli fue el único que ha lanzado productos como remeras, gorras, vinchas, lapiceras, banderas y hasta ploteó camionetas con la leyenda “Daniel 2019: Hay otro camino”.

Es clara que la diferencia entre el perfil de Rossi, que volvió a ser el jefe de bloque de diputados del FpV-PJ, y Scioli, que no ha cambiado su impronta dialoguista y se ha mostrado el 17 de octubre -Día de la Lealtad- junto a varios gobernadores del PJ y Sergio Massa, que conforman el peronismo alternativo distanciado del kirchnerismo, y denominado Alternativa Federal.

En tanto, una de las modificaciones que perjudica a Scioli es que ya no mide tanto en las encuestas, como en la previa a ser elegido por la entonces presidenta como su sucesor, sin habilitar la posibilidad de que el ex ministro de Interior y Transporte Florencio Randazzo compita con el ex gobernador bonaerense.


A la lista de candidatos, en la banca de suplentes se anotó Felipe Solá, que manifestó su deseo de ser presidente, y es partidario de la unidad del peronismo con la inclusión del kirchnerismo aunque no es reacio a la candidatura de la senadora Fernández de Kirchner.

Solá regresó a las filas del peronismo bonaerense luego de haberse alejado durante varios años, en los que integró el Frente Renovador y hasta armó alianzas electorales con Francisco De Narváez (PJ), Mauricio Macri (PRO) y Ricardo Alfonsín (UCR). Pero eso parece haber quedado en el olvido y goza de una suerte de perdón kirchnerista.

En su última gira proselitista, el diputado se reunió con la gobernadora de Catamarca, Lucía Corpacci, y aseguró que “el acuerdo opositor es la única salida posible en nuestro país. Tenemos que juntarnos todos los que queremos otra Argentina”.