07/12/2018 Uruguay

Astori puso en duda que vaya a firmarse el acuerdo Mercosur-UE

El ministro de Economía afirmó que no ve una “salida clara” para el acuerdo comercial que negocian los bloques.


El ministro de Economía de Uruguay, Danilo Astori, puso hoy en duda la posibilidad de que el Mercosur y la Unión Europea (UE) alcancen un acuerdo comercial en los próximos meses, un día después de que los cancilleres de los cuatro países del bloque sudamericano expresaran optimismo sobre la eventual firma de ese pacto.

“Esta prioridad de acuerdo con la UE hace 23 años que la venimos negociando y no le veo salida clara”, dijo Astori esta mañana, en la residencia del embajador de Uruguay en Buenos Aires.

El funcionario hizo esa afirmación ante cerca de un centenar de empresarios argentinos y uruguayos que asistieron a un foro destinado a promover inversiones en Uruguay, y luego la repitió en declaraciones a los periodistas presentes, cuando dijo además que su visión sobre el tema “no es positiva”.

Astori reconoció que el convenio con la UE “para el Mercosur no es prioritario, es imprescindible”, porque “un acuerdo fuera del bloque (sudamericano) sería una ayuda fundamental para mejorar el funcionamiento” de los cuatro países integrantes (la Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay).

No obstante, advirtió que la negociación por ese acuerdo “ha venido lenta y difícil”, y que tanto el Mercosur como la UE tienen “problemas importantes” para alcanzar consenso.

“Europa tiene problemas importantes que últimamente han dificultado el acuerdo, como el Brexit o la cuestión de los alimentos en Francia, Irlanda y Polonia”, detalló.

A la vez, “nosotros hemos tenido los nuestros y en muchos casos no nos hemos puesto de acuerdo sobre qué propuesta llevar adelante”, agregó.

El ministro ejemplificó que “hace poco Brasil hizo una propuesta para el mercado de productos lácteos que para Uruguay era inaceptable”.

Del mismo modo, el caso de los lácteos también separa a los dos bloques: “Uruguay marcó su límite, Europa marcó el suyo y por esa razón no hemos podido avanzar”, dijo Astori, y subrayó: “Mi visión no es positiva”.

Asimismo, Astori aseguró que la Argentina, Paraguay y Uruguay “comparten la misma visión” acerca de la conveniencia de un cambio en las reglas del Mercosur que permita a sus socios establecer acuerdos comerciales bilaterales.

Pero al respecto “está la incógnita de Brasil”, cuyo presidente electo, Jair Bolsonaro, asumirá el gobierno el 1 de enero próximo, indicó.

“Hay algunos discursos buenos y otros no tanto” entre Bolsonaro y los funcionarios que designó para su gabinete, por lo que “me gustaría ver actuar a las próximas autoridades antes de tener una opinión definitiva”, advirtió Astori.

En ese sentido, señaló como dato positivo el nombramiento como ministro de Economía de Paulo Guedes porque “es muy liberal” y, por lo tanto, “debería ser aperturista” en materia comercial.

También elogió la designación como vicecanciller de Otávio Brandelli, actual director del Departamento Mercosur de la cancillería brasileña, después de que fuera elegido como canciller Ernesto Araújo, un diplomático habitualmente crítico del bloque sudamericano.

Los cancilleres de la Argentina, Jorge Faurie; Brasil, Aloysio Nunes; Paraguay, Luis Castiglioni, y Uruguay, Rodolfo Nin Novoa, se reunieron ayer en Brasilia para analizar el estado de las negociaciones y manifestaron optimismo sobre la pronta firma del acuerdo.

“Tenemos muchas expectativas de cerrarlo pero no vamos a poner fechas de cierre”, dijo Nin Novoa, y añadió que si no fuera posible firmarlo en lo que queda de este año, el propósito es que ello ocurra dentro de “los primeros tres meses” de 2019.

Acompañado por sus tres colegas, Nin Novoa explicó que aún hay “dos niveles de temas”, políticos y técnicos, que impidieron hasta ahora el acuerdo, y detalló que “los temas más complejos son las asimetrías” en materia de acceso a los mercados entre las dos partes.