05/12/2018 escenario

Pablo Lpez: "Creo que la libertad est secuestrada por los noticieros, por la poltica"

Llega esta noche a La Trastienda el artista español para presentar las canciones de su nuevo material "Camino Fuego Libertad".

El exitoso cantautor español Pablo López, que actuará en La Trastienda donde presentará las canciones de su nuevo disco "Camino Fuego Libertad", consideró que se ha convertido "en un workaholic o un musicalcoholic", por su adicción a las giras y a los shows.

López surgió del pop indie español con el grupo Niño Raro, y dedicó gran parte de su tiempo a componer para artistas como Jamie Cullum, Alejandro Sanz, Juanes, David Bisbal, Manuel Carrasco, Tiziano Ferro, Malú, Dani Martín, David Bustamante y Antonio Orozco.

Más tarde se animó a publicar su primer disco solista, "Once historias y un piano", que fue recibido muy bien por la critica y con un creciente éxito de público que se plasmó con el nuevo trabajo.

Apasionado por la música argentina, amigo de Andrés Calamaro, López se fijó desde un principio la conquista del público local y, con este show, espera instalar su figura para realizar una gira nacional.

- ¿Por qué el nombre "Camino, Fuego y Libertad" para el disco?
- Me gustan mucho los títulos épicos, este disco es todo corazón. Fue la catarsis que yo viví en el año que estaba escribiéndolo. Creo que la libertad está secuestrada por los noticieros, por la política. Y la libertad de un hombre parte de uno mismo, no tiene nada que ver con la Constitución ni con un partido político. La libertad es tan fácil como estar donde uno quiere estar y con quien quiere estar. Para eso hay que renovarse muchísimo, hay que caminar y tener una utopía que seguir.

- ¿La catarsis tuvo que ver con alguna cuestión personal o te hartaste de lo que pasó en España, que estuvieron mucho tiempo sin presidente?
- Es personal, por supuesto. La crisis política en España fue aparte. Creo que si esto es un plato que estamos cocinando todo influye y todo acaba repercutiéndote de manera personal. Pero evidentemente yo pasé un momento de mi vida en el que viví la peligrosidad de vivir un sueño, de abandonarme a la música solo positivamente hablando. Cuando a un hombre le dan la posibilidad de estar todo el rato jugando al lenguaje que entiende corre el peligro de olvidarse del resto de los lenguajes, entonces, corres el riesgo de olvidarte de que vives en una casa, de que tienes una madre, de que tienes una pareja y amigos y que de vez en cuando hay que ir al cine o a la playa. Esa catarsis me hizo preguntarme muchas cosas y me hizo tener mucha soledad, rodeado de gente pero solo.

- ¿Te volviste un adicto al trabajo?
- Sí. Pero no un workaholic, sino un musicalcoholic. Me pasó de pequeño. No soy capaz de llamarle trabajo, es algo mucho más difícil. El otro día discutía con un amigo de esto: que debería haber otro epígrafe que no fuera trabajo, porque también es duro pero no es trabajo, no estoy fichando, no cierro el circuito en ningún momento. Sin embargo, no quiere decir que no esté esforzándome. Es algo más complicado.


etiquetas