30/11/2018 Chile

Pidieron preventiva para los carabineros detenidos por la muerte de un mapuche

El fiscal Cristián Paredes mostró al tribunal una fotografía que aparentemente prueba que el proyectil que mató a Catrillanca el 14 de este mes llegó directamente a su cráneo.

 La fiscalía de Chile ratificó este viernes que el joven mapuche Camilo Catrillanca fue asesinado y pidió prisión preventiva para los cuatro suboficiales de Carabineros imputados por el crimen.

El fiscal Cristián Paredes mostró al tribunal una fotografía que aparentemente prueba que el proyectil que mató a Catrillanca el 14 de este mes llegó directamente a su cráneo.

De ese modo, descartó que el joven haya sido alcanzado por una bala que previamente rebotó en el tractor que conducía en el momento de su muerte, informaron el diario El Mercurio y la radio Cooperativa, ambos de Santiago.

La versión inicial de Carabineros sostenía que Catrillanca murió al recibir una "bala perdida" de un enfrentamiento cercano entre uniformados y dos sospechosos de robo.

"El tiro que recibió es un tiro directo que ingresó a su cabeza provocando un gran daño", sostuvo Paredes ante el tribunal de Collipulli, en la Araucanía chilena, a 580 kilómetros al sur de Santiago.

Asimismo, el fiscal pidió prisión preventiva para los cuatro suboficiales imputados, que fueron dados de baja de Carabineros tres días después del crimen y detenidos ayer por orden del Juzgado de Garantía de Collipulli.

Dos de ellos, Raúl Ávila y Carlos Alarcón, están acusados de ser los autores materiales del homicidio y los otros dos, Braulio Valenzuela y Patricio Sepúlveda, de obstrucción a la justicia.