12/06/2018 pesquero repercusiones

"Es una locura que permitan pescar a barcos de 70 aos de antigedad"

Lo afirmó el capitán del buque que rescató el cadáver de su colega del Rigel, que desapareció el viernes pasado en Chubut.


Rodolfo Muñoz, capitán de barco José Américo, quien rescató del mar el cadáver de su colega Salvador Taliercio tras la desaparición del pesquero Rigel en Chubut, reclamó que la flota argentina de barcos pesqueros sea renovada de manera "urgente".

Muñoz conocía a Taliercio desde niño relató a Télam su estupor porque fue el encargado de reconocer su cuerpo cuando fue recuperado del mar el último sábado, a unos 200 kilómetros al sudeste de la localidad chubutense de Rawson.

"A mí, directamente me destruyó encontrarlo. Me mató verlo y reconocerlo, me puso muy mal. Pero yo tenía que buscarlo.
Lo reconocí inmediatamente, cuando lo estaban subiendo con la grúa", señaló Muñoz en el marco cuarto día del operativo de búsqueda del buque siniestrado y ocho tripulantes. Muñoz definió a Taliercio como "una excelente persona, muy amable, un profesional y un capitán intachable".

Tras recordarlo por su sobrenombre, señaló que "Toti no era bueno: era recontra bueno. No he visto dos tipos que tengan la bondad y la sinceridad que tenía él. Te daba todo lo que podía. Siempre con una sonrisa en la cara. Y aparte era un tipo muy querido en el ambiente, de familia de pescadores, muy responsable".