21/05/2018 Estados Unidos

Empresas estadounidenses podrn prohibir demandas colectivas a sus trabajadores

La Corte Suprema de Estados Unidos dictaminó este lunes que las empresas pueden prohibir que sus empleados realicen demandas colectivas en el marco de disputas salariales y de condiciones laborales, una decisión que afecta a unos 25 millones de trabajadores no sindicalizados.

Con un ajustado margen de cinco a cuatro, la Corte Suprema de Estados Unidos hizo valer su mayoría conservadora para pronunciarse en un caso sustancial para el futuro de los derechos laborales en Estados Unidos.


Esta decisión amplía de facto el poder de las empresas en casos de disputas internas con sus empleados, ya que éstas pueden restringir su acceso a una demanda colectiva y reducir así la fuerza de los asalariados frente a la entidad. 

El dictamen de la Corte Suprema no solo afecta cuestiones salariales, sino que podría perjudicar a los trabajadores en situaciones de discriminación y acoso.

Los trabajadores que quieren tomar medidas contra el acoso sexual, la discriminación salarial, la discriminación por embarazo y la discriminación racial "ahora pueden ser forzados a puertas cerradas a un proceso de arbitraje individual, costoso y a menudo secreto", advirtió la presidenta y CEO del Centro Nacional de Derecho de la Mujer de Estados Unidos, Fatima Goss Graves.