17/05/2018 Jujuy

Rechazaron recusacin presentada por Milagro Sala contra el juez de la Megacausa

La Cámara de Apelaciones y Control en lo Penal de Jujuy advirtió, también, los abogados de la acusada que “en lo sucesivo, y ante planteos infundados que obstruyan el normal y correcto trámite del proceso, serán pasibles de las sanciones que les pudieran corresponder”.

La Cámara de Apelaciones y Control en lo Penal de Jujuy no hizo lugar a una recusación interpuesta por la defensa de Milagro Sala contra del juez Isidoro Cruz, a cargo de la denominada “Megacausa”, que investiga el presunto desvío de fondos públicos para la construcción de viviendas sociales, informaron hoy fuentes judiciales.

El Tribunal de segunda instancia también advirtió a la imputada y a sus defensores que “en lo sucesivo, y ante planteos infundados que obstruyan el normal y correcto trámite del proceso, serán pasibles de las sanciones que les pudieran corresponder”, según un comunicado de prensa del Poder Judicial jujeño.

La resolución, con fecha del martes pasado, 15 de mayo, fue firmada por los jueces Emilio Cattan, Gloria Portal de Albisetti y María Tolaba, ante el recurso presentado el último 23 de abril, jornada en la que Sala había sido citada a indagatoria por el juez Cruz.

En dicha oportunidad, la dirigente, al solicitar que se suspenda la audiencia, manifestó su imposibilidad de declarar ante el magistrado aduciendo que éste “todos los meses recibe subsidios, en negro y en blanco, de Fredy Morales (funcionario del gobierno provincial)”, a través de una instituto de estudios históricos del que es presidente Cruz.

Ante ello, el magistrado rechazó categóricamente la recusación efectuada en su contra al asegurar que “no recibió ni solicitó subsidio alguno”, y que el hecho de integrar la comisión directiva del organismo “no lo invalida para actuar como juez de la causa".

En la misma línea, la Cámara de Apelaciones, al analizar el sustento probatorio de la situación denunciada, consideró “que fácil es advertir que el evento aducido no se configuró como tal”.

Además, según el juez Cattan, lo expuesto “no resultó suficiente para actuar como un índice de peligro para la recta administración de justicia frente al caso en particular; surgiendo manifiesta la ausencia de verdad en la denuncia efectuada por Milagro Sala”.

El magistrado fue categórico al marcar finalmente que los litigantes no pueden tratar de crear causales de apartamiento, en virtud de que “la ley no admite que por caprichos personales, arbitren burdos motivos para separar a magistrados correctos por medio de denuncias infundadas”.

Por su parte, la jueza Portal de Albisetti, entre otros argumentos, expuso que los dichos de Sala quedaron desvirtuados ante la falta de presentación de pruebas fidedignas que respalden tales afirmaciones.

En la Megacausa se investiga el desvío de unos 1.300 millones de pesos para viviendas que no habrían sido construidas, lo que motivó la imputación por asociación ilícita y administración fraudulenta de 23 personas, entre ellas ex funcionarios, intendentes en funciones, el ex gobernador Eduardo Fellner y la dirigente Milagro Sala, que cumple arresto domiciliario.