11/03/2018 santa cruz

El "puente de hielo" del Perito Moreno, al borde de la ruptura

El grueso de la estructura se horada a mayor velocidad que en otras temporadas debido a que carece de la altura que había alcanzado en años previos.



Cuando el agua pasó del Brazo Rico al Canal de los Témpanos, al parecer entre el viernes y el sábado, los expertos calcularon que el colapso se iba a producir entre “dos o tres días” y a lo largo de ayer cerca de 3.000 turistas y científicos pudieron ver como comenzaba a caer en partes el puente de hielo en “escamas”.

Al terminar el primer día el grueso del “puente” se redujo a un tercio por lo que hoy estimaban en Parques Nacionales que la caída era inminente a pesar de que no podían predecir el momento exacto en que eso podía suceder.



El lugar está bajo vigilancia a toda hora, pero el público no podrá permanecer en el parque hasta después de las 20, según las medidas de seguridad con que suele manejarse el lugar. El fenómeno natural que es seguido por turistas y científicos de todo el mundo.

Como en cada ruptura, esta vez se teme que la caída del “puente de hielo” se produzca de noche, cuando hay poca luz o ya no quedan turistas para ver las miles de toneladas de hielo desprendiéndose y cayendo al canal formado debajo del glaciar.

Por la velocidad a la que se produjo la filtración, hasta la tarde de hoy los canales de noticias no había podido montar todavía sus equipos para trasmitir en vivo la evolución de la ruptura.

Esta mañana, el único sistema que trasmitía en forma directa desde el lugar era la Cooperativa Telefónica de Calafate (Cotecal) pero como lo hace por Internet la cantidad de consultas que recibe hicieron colapsar el sitio y era difícil mantenerse on line.

El Parque Nacional Los Glaciares dispuso un operativo de seguridad para proteger la integridad de los visitantes.