25/02/2018 literatura

ngela Pradelli: "Me resulta incmodo decir que esta novela es una ficcin"

La protagonista de "La respiración violenta del mundo", la última novela de Ángela Pradelli, se llama Emilia, tiene 5 años y vive en Burzaco cuando secuestran a su mamá embarazada y a ella la llevan a un instituto de menores del que saldrá de la mano de sus apropiadores, llamándose Florencia.

Por Emilia Racciatti



Autora de "Las cosas ocultas", "Amigas mías", "El lugar del padre" y "Combi", Pradelli, escritora y profesora en Letras, recibió a Télam en su casa de Adrogué y relató que "hay un hilo que empieza" en su libro publicado en 2014, "En mi nombre. Historias de identidades restituidas", y desemboca en "La respiración violenta del mundo" publicado por el sello Emecé.

- Télam: ¿Cómo empezaste a escribir esta historia? ¿Cuál fue el disparador?

- Ángela Pradelli: En 2014 publiqué un libro que se llama "En mi nombre. Historias de identidades restituidas" para el que entrevisté a cinco personas que recuperaron su identidad: Manuel Gonçalves Granada, Ángela Urondo, Macarena Gelman, Leonardo Fossati y Jorgelina Paula Molina Planas. Con cada uno me reuní varias veces, les mandaba la historia y nos volvíamos a reunir. Cuando terminé ese libro mi sensación fue que desde ese momento podría dedicarme únicamente a escribir esas historias. Después dije: "Voy a escribir una ficción". Así que hay un hilo que empieza en ese libro y desemboca en este. Me resulta incómodo decir que es ficción porque tuvimos muchos casos como estos, 500 como mínimo.

- T: ¿Desde un primer momento pensaste que la apropiación fuera de una nena de 5 años y no de una beba?

- A.P.: Es cierto que según las edades los dolores son diferentes. No hay una forma para medir el dolor pero en cada una de las edades se lo complejiza de una manera distinta. A los 5 años se tienen más recuerdos y más conciencia, pero me interesaba cómo una memoria que es nítida y viva en algún momento, con el tiempo va borrándose y haciéndose difusa. Me interesaba el proceso complejo de la memoria y el olvido. Nunca se sabe cuál puede ser el suceso que va a disparar e impulsar el ir a hacerse el análisis de ADN, empezar a averiguar.

- T: En la novela Emilia vive con sus apropiadores muy cerca de la casa en la que fue apropiada...

- A.P.: Sí, ahí hubo algo que me contó Leonardo Fossati y me impresionó y es que estaba en el mismo barrio que su abuela, andaba en bicicleta todo el día, y piensa que debe haber pasado por la casa de ella muchas veces mientras lo buscaba. La primera vez que hablamos, Manuel Gonçalves dijo una cosa que siempre me impresionó y es que los nietos que faltan pueden ser los que reciben a tu hijo en la escuela, los que cargan nafta, el cartero que te viene a traer una carta.

 
etiquetas