31/12/2017 Justicia

Durante 2017 hubo 26 veredictos en juicios por delitos de lesa humanidad cometidos durante la dictadura

Fue una cifra superior a la del año anterior, en la que 19 juicios orales y públicos llegaron a su fin.


A lo largo de 2017 la Justicia dictó 26 veredictos en todo el país por crímenes de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura militar, una cifra superior a la del año anterior, en la que 19 juicios orales y públicos llegaron a su fin.

El siguiente es un repaso, en orden cronológico, por algunas de las sentencias más emblemáticas del año:

*La primera sentencia del año fue el 3 de marzo cuando el Tribunal Oral Federal (TOF) de Jujuy condenó a dos imputados a prisión perpetua y al resto a penas de entre tres años y medio y 18 años de prisión por los delitos de homicidio calificado, privación ilegítima de la libertad agravada, torturas agravadas y violación de domicilio.

*El 16 de marzo se dictó sentencia en la causa "Colegio Militar" por la desaparición de conscriptos y crímenes en la Guarnición de Campo de Mayo, en la que fueron condenados siete acusados; entre ellos el ex comandante de Institutos Militares, Santiago Riveros y el ex director del Colegio Militar, Reynaldo Benito Bignone, ambos a cadena perpetua.

*En Rosario, el 12 de mayo, condenaron a prisión perpetua a los 10 militares y civiles de inteligencia en la causa Guerrieri III, acusados de crímenes de lesa humanidad contra un total de 47 víctimas, en cuatro centros clandestinos de detención.

*El 13 de junio los represores Miguel Raúl Gentil y Joaquín Guil fueron condenados a ocho y siete años de prisión, respectivamente, por la detención ilegal y las torturas infligidas al cooperativista Marcial Uro, en la provincia de Salta.

*El 5 de septiembre, el TOF 1 de San Martín condenó a prisión perpetua al ex jefe del Comando de Institutos Militares Santiago Omar Riveros y al ex jefe del área militar 420 Luis Sadi Pepa por los homicidios de Orlando Marino y Silvia Meloni, ocurridos en la localidad bonaerense de Martínez.

*El 11 de septiembre la justicia de la Ciudad de Buenos Aires condenó a tres ex policías federales a 25 años de prisión y a un ex agente de la ex SIDE a 16 años, acusados de ser parte de un grupo de tareas que actuó en el centro clandestino de detención "Automotores Orletti".

*En septiembre, la justicia tucumana condenó a cinco ex policías y a un ex militar a prisión perpetua e impuso penas de entre 4 y 18 años de prisión a dos ex policías y dos ex militares por crímenes perpetrados durante el denominado Operativo Independencia, a los cuales calificó como de lesa humanidad, en el final del histórico juicio que abordó el plan sistemático de exterminio desplegado en aquella provincia desde principios de 1975.

*El 7 de noviembre la justicia cordobesa resolvió condenar a tres años de prisión a los ex jueces Miguel Ángel Puga y Antonio Cornejo en la denominada "causa de los magistrados", por su complicidad con la última dictadura y absolvió a dos ex magistrados.

*En uno de los más significativos veredictos del año, el 29 de noviembre la Justicia federal porteña dictó pena de prisión perpetua a 29 represores por crímenes cometidos en la Escuela de Mecánica de la Armada (ESMA), entre ellos Jorge "El Tigre" Acosta y Alfredo Astiz, y dos de los pilotos de los llamados "vuelos de la muerte", en tanto que absolvió al exministro de Hacienda de la dictadura Juan Aleman ya otros cinco acusados.

*Por otra parte, el médico Jorge Luis Magnacco, acusado de haber actuado en la maternidad clandestina que funcionó en la ESMA, fue condenado a 14 años de prisión por 7 hechos; sin embargo, se le unificó la pena en 24 años de prisión por otras recibidas en juicios anteriores.

*En el último veredicto, conocido ayer, la justicia de Santiago del Estero condenó a prisión perpetua a los ex militares Ramón Warfy Herrera y Jorge Alberto D 'Amico y a 22 años de cárcel a Antonio Musa Azar y Tomás Garbi, en tanto tres recibieron penas de entre 6 y 15 años y tres fueron absueltos, en la denominada Megacausa III por crímenes cometidos antes y durante la última dictadura.