18/09/2017 nuevo libro

Bruno Bimbi: "De todas las cosas que nos robaron a los gays, la adolescencia es la ms injusta"

El libro "El fin del armario. Lesbianas, gays, bisexuales y trans en el siglo XXI" abre perspectivas y derriba mitos sobre la sexualidad gay a partir de quienes lograron consolidar su identidad luchando contra la perplejidad de sentirse diferentes y contra los prejuicios sociales.

El libro "El fin del armario. Lesbianas, gays, bisexuales y trans en el siglo XXI", del periodista Bruno Bimbi, abre perspectivas y derriba mitos sobre la sexualidad gay a partir de quienes lograron consolidar su identidad luchando contra la perplejidad de sentirse diferentes y contra los prejuicios sociales.


En diálogo con Télam, desde Brasil, el autor reivindica los avances logrados a nivel legislativo en la Argentina con el matrimonio igualitario y la ley de identidad de género.

- Télam: En el libro decís que los prejuicios hicieron que muchas personas gays o lesbianas debieran ocultar su sexualidad y en ese sentido hablás de adolescencias robadas, ¿considerás que tu lucha por los derechos LGBT compensó ese tiempo que se te escamoteó?
- Bruno Bimbi: De todas las cosas que nos robaron a los gays, la adolescencia es la más injusta. Ese período de la vida es único y no podemos recuperarlo. A mí me hubiese gustado tener mi primer novio a la misma edad en que mis amigos tuvieron su primera novia, comenzar a vivir mi sexualidad abiertamente sin tener que "descubrirme" primero y enfrentar resistencias internas y externas, invitar a mi chico a cenar a casa con mi familia como hacía mi hermano con su chica, vivir la experiencia del primer beso y la primera relación sexual a esa edad en la que es un momento mágico de pasaje a la edad adulta. El prejuicio nos priva de todo eso, que todos los demás chicos de la misma edad viven naturalmente y sin que sea motivo de preocupación para nadie. La heterosexualidad se presume y se transforma en una imposición silenciosa, y la homosexualidad es vista como algo más "sexual" que la heterosexualidad, que mejor mantener lejos de los chicos. En algún momento todo eso se hace insostenible y dejamos de querer cambiar: es cuando empezamos a vivir de verdad y a ser más felices. Pero muchas veces cuando eso sucede la adolescencia ya se nos terminó y hay un montón de experiencias importantísimas que nunca vamos a tener y nos van a faltar en la vida adulta.